Noticias de "android"

01-01-1970 | abc.es
El popular Pictionary se convierte en «app»
El popular juego de mesa Pictionary tiene desde hoy una versión oficial para «smartphones» con la que es posible jugar a dibujar y adivinar palabras a través del teléfono. La aplicación, que ya está disponible de forma gratuita tanto para Android como para iOS y Kindle, ha sido creada de forma conjunta por Mattel y el estudio argentino Etermax. Pictionary se ha convertido, en sus más de 40 años de historia, en el juego de mesa predilecto para millones de personas. La juguetera Mattel se ha lanzado al entorno de los juegos para móviles y «tablet» con la colaboración de Etermax, un estudio argentino de videojuegos para «smartphones», autor de títulos como Apalabrados y Preguntados. Pictionary cuenta con la particularidad de que permite a los usuarios ver lo que están dibujando sus compañeros de forma simultánea, conservando así la mecánica del clásico juego de mesa. De la misma manera, los jugadores dispondrán de varias herramientas de dibujo que se irán desbloqueando durante las partidas: lápiz, pincel, cera, bolígrafo, subrayador y goma de borrar. Las palabras que se pueden dibujar se dividen en cuatro categorías: «Personas, animales y lugares», «Objetos», «Acciones» y «Difícil». El juego cuenta con una sección de 'Feed', en la que los usuarios podrán ver la galería de dibujos de sus amigos para inspirarse en sus propios diseños. Pictionary ya está disponible en las principales plataformas de aplicaciones, tanto Google Play como iTunes y Amazon Kindle Fire, desde donde puede descargarse de forma gratuita. La aplicación se encuentra en español y en otros ocho idiomas más (inglés, portugués, francés, italiano, alemán, holandés, turco y ruso).
01-01-1970 | abc.es
Si algo funciona bien, para qué cambiarlo. Y si algo gusta, por qué no copiarlo. Xiaomi ha presentado su nuevo reloj inteligente cuya estética recuerda al Apple Watch, el dispositivo de muñeca de la compañía americana. Según desvela el medio especializado «Gizchina», la firma china ha lanzado un dispositivo inspirado totalmente por su competencia. Se llama Weloop Hey S3 y cuenta con una pantalla de cristal líquido (LDC) de 1.28 pulgadas y una resolución de 176 x 176 píxeles, pesa únicamente 38 gramos y, además de las funciones propias de un aparato de monitorización de la actividad similar, dispone de un sistema de geolocalización GPS. Gobernado por el sistema operativo Android, el Hey S3 puede registrar un seguimiento diario de la actividad del usuario, tales como controlar la distancia recorrida, segmentar incluso por tipo de entrenamiento e, incluso, controlar el ritmo cardíaco. A diferencia de los «smartwatches», cuyo principal inconveniente es la duración de su batería, que generalmente no supera el día de duración, Xiaomi asegura que puede aguantar un mes. Se conecta a un dispositivo matriz, generalmente un teléfono móvil inteligente, gracias a su conectividad Bluetooth 4.2 y, como se espera de un dispositivo de esta naturaleza, permite la recepción de notificaciones, alertas, control de música, contestar incluso a llamadas telefónicas y, según la firma asiática, es sumergible hasta cincuenta metros. Disponible en color negro y de diseño deportivo, una de sus principales bazas es sin duda el precio, de 539 yuanes (alrededor de los 70 euros), hasta cinco veces menos que el Apple Watch.
01-01-1970 | abc.es
La triple C del Huawei P10: continuista, competente y coherente
Huawei ha sido la gran beneficiada del cambio de rumbo que se ha producido en la industria de la telefonía móvil en los últimos años. Frente al duopolio representado por Samsung y Apple y el impulso de los fabricantes asiáticos, la firma china ha obtenido réditos económicos con una apuesta firme por el equilibrio y la competitividad. Llegó tarde a la batalla, es cierto, pero, ya consolidada, la marca china sigue exprimiendo la naranja como mejor sabe hacer. Y fruto de ese esfuerzo queda representado por su nuevo dispositivo móvil, el Huawei P10, que es equilibrado y competente, y toma el relevo del anterior P9, pero añadiendo unas pequeñas mejoras. Hereda algunos componentes de propuestas anteriores de la marca china para consolidarse, definitivamente, en el rango de la gama alta. Estéticamente, sí es cierto, el terminal recuerda mucho a un iPhone 7. Es indudable su parecido, pero cuenta con una serie de detalles característicos como la doble cámara móvil perfectamente integrada en el chasis (por lo pronto, no sobresale, pero a veces se acumula suciedad y manchas). La fotografía es, sin duda, su gran apuesta. Vuelve a poner énfasis en algunos aspectos creativos que, en su uso, no están mal. La aplicación de cámara saca buen provecho de sus potencialidades al ofrecer una serie de modos y opciones que intentan acercarse a las funciones propias de una cámara profesional tales como la sensibilidad o el enfoque. La configuración técnica apuesta por la misma idea, alejándose de otros modelos existentes que ya han recurrido a instalar dos cámaras a su parte trasera. Ficha técnica Pantalla 5.1 pulgadas Resolución 1.920 x 1.080 Dimensiones 145,3 x 69,3 x 7,1 mm Cámara dual de 20 y 12 MP y frontal de 8 MP Chip HiSilicon Kirin 960 RAM 4 GB Memoria 64 GB (ampliables) Batería 3.200 mAh SO Android 7.1 Nougat Cuando se activan ambas cámaras se pueden usar los efectos de profundidad. Se ha logrado un buen rendimiento gracias al mejorado software implementado, permitiendo así jugar con los planos porque, tras captar doscientos puntos diferentes del rostro, el propio sistema establece un resultado de mejor calidad. Una vez tomada la imagen, por ejemplo, se puede decidir dónde va a parar el foco o re-enfocar la imagen. Es decir, a posteriori, con sendos toques en la pantalla. El modo de retrato luce tremendamente bien, aunque su uso difiere del implementado por Apple en su iPhone 7 Plus, y el resultado obtenido por el P10 es menos práctico, peor conseguido, mucho menos espectacular y, por supuesto, algo artificial. El modo «pro», escondido por defecto pero fácil de invocarlo con dos sencillos gestos, permite jugar con los distintos parámetros de la fotografía (sensibilidad, obturación, diafragma?), pero es posible que el usuario medio desconozca cómo sacarle partido. En lugar de contar con un gran angular o utilizar una lente para la profundidad de campo o el zoom, el P10 sigue la estela de su predecesor. Esto es, una cámara «normal» con sensor RGB de 12 megapíxeles que se comporta bastante bien y una secundaria monocromática de 20 megapíxeles orientado a captar imágenes en blanco y negro en donde los contrastes y los enfoques son sus grandes apuestas. Aunque su resultado es excepcional dudo si de verdad se utiliza de forma constante en el día a día de un usuario medio, pero la opción está ahí. La apertura focal, F2.2 contribuye a obtener esa luminancia exigida. En conjunto, las imágenes captadas son de buena calidad, sobre todo en ambiente de exteriores, pero no se comporta tan bien como debería en condiciones de baja luminosidad, uno de sus puntos flacos y la gran prueba de fuego en el campo de la fotografía móvil. El dispositivo, además, ofrece una cámara frontal pensada para la realización de videollamadas y toma de «selfies» -autofotos- y que crece hasta los 8 megapíxeles (y apertura de F1.9). A nivel estético, son pocas las pegas que se le pueden sacar a este ligero dispositivo que se puede transportar fácilmente pero que camina sobre seguro y sin riesgos adicionales. En este terminal se elimina de la ecuación el factor diferenciador por lo que puede que más de uno piense que es «más de lo mismo» por su diseño poco vanguardista. Ya se sabe lo que ocurre a veces con los virajes. De bordes redondeados y chasis metálico, está construido con elegancia, aunque a veces da la sensación de fragilidad. Ese refinamiento se observa en la mayoría de detalles, incluso en su ergonomía, muy cómoda y manejable en la versión de 5.1 pulgadas de pantalla (el modelo Plus viene con 5.5 pulgadas). Su resolución, de 1.920 x 1.080 p. (Full HD), es capaz de generar imágenes de gran calidad. Ofrece una buena reproducción del color a pesar de no dar un salto, aunque si bien es cierto que en caso contrario podría contribuir con ello al excesivo consumo energético. La pantalla encendida de los móviles suele consumir hasta el 80% del total de la batería, así que cuando menos recusos necesite se puede lograr extender la autonomía. En general y pese a no arriesgar, el panel obtiene un brillo suficiente, unos contrastes óptimos y un nivel detalle muy conseguido, además de reducir el impacto directo de los rayos para que no afecten totalmente a la visualización. Hay que tener en cuenta que se trata de paneles Super Amoled, muy brillantes y que ofrecen colores intensos. Y el resultado, en verdad, es espectacular y pese al tamaño no tiene que envidiarle en otros aspectos a determinadas propuestas recientes tal vez más innovadoras y arriesgadas. Pero a nivel técnico, pocas pegas, la verdad. El chip de fabricación propia, Kirin 960, permite que el terminal funcione de manera fluida y visceral, apoyados por unos 4 GB de memoria RAM que le confiere, en conjunto, un alto rendimiento y que, salvo excepciones, puede satisfacer a los usuarios más exigentes. Estas prestaciones técnicas contribuyen a que pueda hacer frente a cualquier tarea fácilmente sin parpadeos ni las sufridas congelaciones. Un detalle a tener en cuenta, sin embargo, es su memoria, de 64 GB de almacenamiento, algo escasas para un terminal de alta gama que cuesta unos 649 euros, pero se soluciona con una tarjeta microSD para ampliarla. La batería, con una densidad de 3.200 miliamperios por hora, cumple perfectamente en un uso moderado, completando una jornada sin despeinarse. Dispone, como es de esperar en un terminal «premium», de sistema de carga rápida, pero se echa en falta más autonomía. Funciona bajo el sistema operativo Android en su versión 7.0 Nougat, aunque dispone de una serie de funciones propias de la marca china. Huawei insiste en añadir una capa de personalización, EMUI 5.1, que añade algunas funciones propias como la posibilidad de dividir la pantalla en dos pero que, en ocasiones, resulta menos intuitivo que el sistema operativo digamos «limpio». Si en los anteriores terminales de la marca el sensor de huella dactilar se ubicaba en la parte trasera, en esta ocasión se ha decidido trasladar a la parte delantera. Aunque ciertos fabricantes han decidido agrandar la pantalla, obligando con ello a hacer ciertas concesiones como la eliminación de botones físicos, Huawei en este caso ha hecho el camino inverso. Puede que situar el sensor biométrico en la parte delantera sea un signo del pasado, pero resulta más cómodo para activarlo. Y, además de funcionar de manera muy rápida, ese mismo botón interactúa de varias formas según los toques que se le dé porque ejerce prácticamente de panel táctil al uso.
01-01-1970 | abc.es
016: cómo llamar desde el móvil sin que quede registrado
La llamada desde un móvil al 016, el teléfono de ayuda contra la violencia de género, queda registrada en el terminal. En pleno siglo XXI y en un país como el nuestro, «rey» del mundo «smartphone» y donde más móviles hay por habitante, el registro de la llamada a este servicio de información y asesoramiento jurídico en materia de maltrato es un tema aún pendiente pero que, por suerte, tiene los días contados gracias a la tecnología. Cabe reseñar que no ha sido precisamente un gigante tecnológico quien ha ofrecido la solución para eliminar una llamada de tal magnitud en el terminal de cualquier mujer maltratada. Esta vez, el fabricante español BQ ha liderado la solución tecnológica que, de momento, estudian adoptar grandes compañías como Huawei o Samsung. Cabe recordar que fue el pasado mes de marzo cuando el Gobierno y compañías telefónicas acordaron implantar medidas -la mayoría por determinar- que eliminasen del «smartphone» la llamada al 016. Pero, ¿en qué consiste esta «mágica» solución? ¿Cómo se implementa? ¿Qué tienen que hacer los usuarios afectados? ¿Es solo apta para los terminales BQ? Vamos por partes. A pesar de que la información publicada a lo largo de este tiempo apuntaba a una aplicación como solución tecnológica, no es así. Evidentemente, una aplicación que borrase el 016 del registro de llamadas sería visible en el terminal de cualquier víctima, que tendría que descargársela desde las tiendas oficiales de los sistemas operativos, como la Play Store o la App Store. En realidad, la clave para que el móvil no guarde esa llamada está en el sistema operativo del terminal, tal y como ha explicado BQ a ABC. «Se trata una modificación en el software que permite que el número 016 no se guarde en la base de datos del teléfono y, por tanto, no se refleje en el historial de llamadas del teléfono. Esta no deja rastro y es como si nunca se hubiera realizado», explica Laura Desviat, Directora de Comunicación y Marketing de BQ, a este diario. Por tanto, la solución ideada por la compañía española afecta a Android. La «solución invisible» de BQ para el agresor Para que las víctimas de la violencia de género puedan ponerse en contacto con este servicio de atención telefónica sin que su «smartphone» deje rastro, tan solo tendrán que actualizar el sistema operativo de Google. Sin embargo, aquí intervienen las marcas y, en este caso, la solución está implantada en varios de los terminales de BQ pero en ninguno más que funcione con Android, ya sea Samsung, Nokia, LG o Huawei, las otras cuatro compañías interesadas en adoptar una solución, tal y como mostraron en la reunión con el secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Mario Garcés, hace más de un mes. La compañía española, al ser la primera en idear la solución, ya la ha puesto en marcha «en cuatro modelos de BQ: Aquaris X5 Plus, Aquaris U, Aquaris U Lite y Aquaris U Plus », afirma Desviat. Sus usuarios, por tanto, solo necesitan actualizar el sistema operativo. «El resto de dispositivos se actualizarán en los próximos meses mientras que los nuevos que salgan al mercado ya vendrán con esta funcionalidad por defecto», es decir, que el usuario ya no tendría que preocuparse ni de actualizar el Android de su terminal. Tal y como explica la Directora de Comunicación y Marketing de BQ, esta solución es «totalmente invisible para el agresor». La duda ahora es, ¿qué pasa con el resto de marcas? «Desde BQ hemos compartido con el resto de fabricantes el desarrollo que hemos realizado y el código concreto para que ellos mismos puedan incorporarlo en sus terminales», indica Laura Desviat a ABC. «Además, lo hemos subido a la plataforma Open Source de Google para compartir el conocimiento con cualquier persona que esté interesada. Al final, si liberas el conocimiento, hay más probabilidades de que otras personas puedan evolucionar la solución y aplicarla en otros campos», añade. Android es el «rey» de los sistema operativos, es decir, es el de mayor penetración en el mundo. Y en España también. Excepto iPhone, que funciona en base a iOS, el resto de fabricantes, menos los que tienen Windows Phone, funcionan con el sistema operativo de Google, que es de código abierto, gratuito y accesible a todos. Después, cada fabricante introduce su capa de personalización, de ahí que el funcionamiento de un terminal Samsung sea muy parecido, pero no igual, que un Nokia. La posición de los demás fabricantes Lo ideal es que el resto adopten ya - o hayan adoptado en este tiempo, como ha hecho BQ- una solución. Pero de momento, no lo han hecho. Desde ABC nos hemos puesto en contacto con Samsung, Huawei, Nokia y LG para conocer sus pasos. Ni Nokia ni LG se han pronunciado al respecto. Al menos, de momento. Maria Luisa Melo, Directora de Comunicación y Relaciones Institucionales de Huawei España, ha asegurado a ABC que tras la reunión con el secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, se alcanzó «un acuerdo para implantar soluciones tecnológicas» al problema y «trasladamos nuestro compromiso por encontrarlas». La compañía china asegura que trabaja en ello y «tiene estimadas varias vías de desarrollo de soluciones tecnológicas» que se adoptarán «en los próximos meses», una vez se establezca el calendario de implantación definitivo con la Secretaría de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, que se celebrará en las próximas semanas. Samsung, que también considera «necesario buscar una solución», ha asegurado a ABC que está «viendo cual es la mejor para el usuario» y que primero quieren «hablar con la Secretaría de Estado antes de comunicar nada». Es decir, en la actualidad, solo las víctimas de violencia de género que usen un Aquaris X5 Plus, Aquaris U, Aquaris U Lite y Aquaris U Plus pueden llamar con tranquilidad, sabiendo que la terminal no va a registrar su llamada al 016. El resto de terminales siguen siendo unos «chivatos» con dicha acción. ABC también se ha puesto en contacto con Apple, ya que los usuarios de iPhone se encuentran con la misma problemática. Sin embargo, la compañía no se ha pronunciado. «El código sólo es útil para los fabricantes con sistema operativo Android porque compartimos un sistema operativo libre», recuerda la responsable de BQ. Es decir, los de Cupertino tendrían que idear su propia y exclusiva solución.
01-01-1970 | abc.es
Whatsapp amplía a 15 minutos la duración máxima de las notas de voz
¿Estabas cansado de mensajes de audio largos, grupos colapsados por ellos y estar escuchando ad eternum problemas, anécdotas y tonterías? Pues Whatsapp te ha condenado. Con la nueva actualización del servicio de mensajería, las notas de voz pasarán a tener una duración de un máximo de 15 minutos. Así lo ha anunciado WaBetaInfo por redes sociales. El servicio de mensajería Whatsapp incorporará una serie de cambios a las notas de audio entre las que se incluyen esta ampliación de tiempo de grabación. Además, se permitirá recoger las notas de voz en segundo plano y no tendremos que recurrir al botón de grabación. No se acabará el pulsar la pantalla para grabar la voz, pero se incorporará una opción de envío como archivo adjunto dentro de las ventanas de chat. Consistiría en abrir una conversación y seguir el proceso similar para enviar una foto, un vídeo o un documento como recientemente ya se puede hacer. En suma, arregla los problemas de pulsar la pantalla y que se pierda toda la grabación o que al deslizar se borre el mensaje. Además, al abrirse la pestaña para grabar, se podrá registrar la nota mientras se realizan otras tareas. Se pulsa el botón que inicia la grabación, se responden otros mensajes, se envían unas fotos.. y solo habría que acceder otra vez a la pantalla de grabación de voz y pararla. Una vez finalizado el proceso, se podrá decidir si eliminar esa nota o si se envía al destinatario. La beta con esta nueva versión ya está disponible para dispositivos Android. Para adquirirla, tan solo hay que acceder a Google Play Store y actualizar la aplicación. Solo hace falta un requisito: tener suscripción al servicio de betas que ofrece la propia plataforma de descargas para Android.
01-01-1970 | abc.es
Aplicaciones para gestionar los gastos compartidos en un viaje
Los viajes pueden llegar a ser muy engorrosos a la hora de hacer las cuentas de los gastos compartidos cuando la salida es en grupo. Esta situación se puede resolver con la instalación de una aplicación que haga el cálculo de «quién debe a quién», además de poder saldar cuentas en los casos en que la persona no disponga de efectivo en esos momentos. Los pagos realizado en todo el mundo desde dispositivos móviles en 2017 alcanzarán los 780.000 millones de dólares según el portal Statista. De esa cuantía, aproximadamente el 7% de las transacciones se efectuarán entre particulares o P2P (descentralizado, sin intermediación de un banco). Por lo que, no es muy inusual que cada vez haya más operaciones entre amigos o conocidos a la hora de hacer un viaje, un plan en conjunto o salir a cenar. Para evitar los impagos o encontrarse con una cuenta en el bar en el que falta dinero por poner, las mejores soluciones se encuentran en la tecnología y concretamente en las aplicaciones para smartphone. Algunas de esas apps son: Twyp, Splitwise, Verse, Appatxas o Settle Up. Twyp Captura de pantalla de Twyp- ABC La aplicación es obra de ING Direct (diferente a otra app de la misma banca llamada Twyp Cash para pagar y retirar efectivo desde el móvil). Para iOS y Android no es necesario ser cliente del banco, puesto que el usuario tiene asociada una cuenta digital. Twyp incluye un chat desde el que se puede hacer transacciones o solicitud el pago a varios usuarios. La cuenta se recarga mediante MasterCard o Viso. Cada usuario tien un límite al año de 1.000 euros. Splitwise Captura de pantalla de Splitwise- ABC Esta app no permite la realización de transacciones mediante ella, actúa como «la mente pensante» que cuadra las cuentas y hace recordatorios. El usuario puede tener varios grupos a la vez, en los que cada uno de los miembros apunta los gastos que ha pagado en nombre de datos, en vez de aplicar el tradicional «bote común». Por lo que puede ser una solución para las personas que comparten piso. Verse Captura de pantalla de Verse- ABC Para poder utilizar esta aplicación es necesario encontrarse físicamente en Europa y operar desde un terminal europeo. Verse tiene una usabilidad sencilla para que los usuarios interactúen a través de dos botones: pagar o solicitar. A la hora de realizar un pago, se debe contar con saldo en la cuenta, habiendo realizado de manera previa una transferencia con una tarjeta. En ambos casos, los usuarios deben tener una cuenta en la app. Settle Up Captura de pantalla de Settle Up- ABC Esta app está planteada para usuarios que tienen problemas a la hora de hacer las cuentas en grupo, un sistema muy parecido al de Splitwise. La persona solo tiene que p oner una denominación al pago realizado y la cuantía del mismo. Tampoco dispone de un sistema de transferencias. Appatxas Captura de pantalla de Appatxas- ABC Appatxas es la aplicación desarrollada por Kutxabank para realizar pagos y compartir gastos en grupos. Tiene tanto una versión en castellano como en euskera. Sin embargo, el servicio está cerrado para los clientes de esta entidad bancaria, por lo que a los que estén incluidos en uno de los grupos sin tener cuenta les llegará un mensaje. Al igual que en los casos anteriores, el usuario señala el concepto del pago y el importante.
01-01-1970 | abc.es
Entrenadores de robots, el trabajo del futuro
Stephen Hawking ha firmado ya una carta en la que alertó de los peligrosos efectos que el desarrollo de la inteligencia artificial podría tener sobre la especie humana. Bill Gates tampoco ha perdido la oportunidad de pronunciarse, según Gates los robots deberían pagar impuestos. Por otro lado, en Bruselas se ha barajado la idea de dar a los androides un estatus legal y en el Foro Económico Mundial ha planeado la hipótesis de la renta universal como solución al devastador protagonismo de la inteligencia artificial en el mundo laboral. La inteligencia artificial avanza a un ritmo vertiginoso, más allá del debate de si los robots finalmente serán quienes acaben pagando nuestras pensiones o si, en cambio, generarán una crisis del empleo sin precedente. Las cifras de la OCDE indican que en España un 12% de los empleos son automatizables y las investigaciones de otras fuentes más catastrofistas afirman que en la agricultura y la manufactura las máquinas supondrán una caída del empleo de hasta el 60% en los próximos años. Un robot participa en un partido de fútbol de categoría adolescente en el torneo de la liga humanoide en el RoboCup 2017- AFP Según Manuel Martín Molina, catedrático del departamento de Inteligencia Artificial de la Universidad Politécnica de Madrid, las alarmas están saltando demasiado pronto y para que estos pronósticos se cumplan: «Barajar la posibilidad de una renta básica me parece descabellado, imposible de cara a los próximos 20 años, quizás de cara a dentro de cien años tenga sentido». Reveló el experto durante su intervención en los cursos de verano de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP). Lo que sí presagia a corto plazo es una importante brecha entre los puestos cualificados y los no cualificados porque las máquinas están capacitadas para cubrir los puestos de trabajo que realizan funciones más mecánicas en las fábricas y en las oficinas. Su enfoque sin embargo es optimista, cree que el robot «dotará al ser humano de unos brazos más fuertes que no tendrían sentido sin el músculo mental humano». En una época marcada por la precariedad laboral y el desempleo, en este sector hay una demanda de empleo que no se está satisfaciendo porque, intuye Martín, la educación va un paso por detrás: «Hay gente que debería estar ya cualificada y no lo está, esto se fortalece en la formación, en la universidad se está trabajando para fomentar estos campos pero todavía hay poca gente que quiera enfocar su carrera a esta vertiente, por eso la transformación se produce más lentamente». Se perderán puestos de trabajo mientras no se consiga llegar a una solución«Se perderán puestos de trabajo mientras no se consiga llegar a una solución», indica el científico, que revela que la factoría 4.0 está incorporando sistemas más inteligentes, sociedades de robots que van por el suelo llevando paquetes, máquinas encargadas de apretar tornillos o poner y quitar fundas a objetos. Estas creaciones, dice, son manipuladas por personas cualificadas para ello, por eso el trabajo en una fábrica implicaría en un futuro a corto plazo un constante reentrenamiento: «El entrenamiento de robots es fascinante y se necesitarán muchos puestos de trabajo para entrenar a los máquinas, una máquina no está ni estará preparada para dirigir». Plantea, pues, una esfera laboral colaborativa entre humanos y robots en la que las tareas más complejas se realizarían de forma conjunta en la que el hombre y la máquina trabajarían de forma conjunta y superarían límites imposibles para ellos de forma independiente: «La suma de los dos es la perfección». El investigador recuerda también un curioso proceso, el de la resurrección de sectores que se creían obsoletos: «La inteligencia artificial ha provocado que la historia y la humanística tengan más demanda. En cuestiones de regulación de robótica se rescatan, hay que responder a las preguntas sobre cómo convivir con la robótica». La sociedad se plantea día a día este tipo de cuestiones a las que Martín Molina tiene acceso, sin embargo, tras la ponencia confesó cuál es el reto que lo lleva a hacerse preguntas cada dia. Matemáticas, ingeniería, habilidades sociales? es cuando Molina sale del departamento colmado de optimismo y encuentra a su hijo de cinco años esperándole en casa cuando le asaltan las dudas sobre la futura incertidumbre laboral.
01-01-1970 | abc.es
«World War Party: Game of Trump», el videojuego en el que puedes matar al presidente de Estados Unidos
Los polémicos planes gubernamentales y comentarios del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, han generado tal revuelo que se ha convertido en «carne de cañón» para las sátiras y las burlas. La irracionalidad irrisoria no solo ha servido para desarrollar tiras cómicas o memes, sino también para la industria del entretenimiento. En este sentido, la firma de desarrolladores indie de videojuegos «Bad Monkey» ha creado «World War Party: Game of Trump», un entorno en el que puedes matar a todo el mundo, incluido a un Donald Trump montado en un tanque. «Nos encanta el humor crudo, juegos con armas, explosiones, tanques, caos y el juego competitivo. Y odiamos la censura, las restricciones, los autócratas y todo en la corriente principal. Hacer una pelea violenta de un juego sobre el presidente de Estados Unidos parecía.. una elección lógica», ha señalado Artem Tarassov, CEO de «Bad Monkee». En «World War Party» la partida discurre en un campo de batalla formada por dos equipos de cuatros jugadores, que pueden ser humanos o robots. Los «gamers» no están solos, pues Donald Trump está en la partida dirigiendo un tanque con lásers y transmitiendo comentarios parejos a la realidad. El objetivo del juego es matar a Donald Trump y a los contricantes. Los jugadores pueden elegir ser un equipo conformado por rusos, alemanes, norcoreanos o musulmanes. Durante la partida tendrán armas o se toparán con minas. El equipo ganador será el que más mate durante los tres o cinco minutos intensos que dure la partida. El juego estará disponible a partir del 15 de agosto para PC, Mac, Android e iOS. La descarga estará de manera gratuita durante el periodo de lanzamiento. Bad Monkee El estudio de desarrolladores de videojuegos está ubicado en Hamburgo, Alemania. Fue fundado en 2009 y tiene su enfoque en el desarrollo de juegos para editores como MTV, Nickelodeon, ProsiebenSat1 Games y otros. Gracias al gran éxito del último juego de Bad Monkee 'Goal One', la compañía fue capaz de crear una firma de desarrollo de videojuegos independiente. El primer intento de desarrollar juegos sin las limitaciones de los editores fue el motor de juego inhouse «World War Party». Basado en este motor, la compañía está a punto de lanzar varios juegos multijugador para plataformas móviles y de escritorio.
01-01-1970 | abc.es
WhatsApp está haciendo pruebas de un sistema de pagos mediante la app de mensajería
La nueva versión beta de WhatsApp para Android incluye una prueba de un sistema pagos mediante la aplicación de mensajería instantánea, como apunta el portal «WaBetaInfa». La nueva característica es una previa de una función futura con la intención de enmarcarse en el auge de los pagos mediante smartphone. Otras compañías como Google han lanzado recientemente en España su propio sistema de pagos, como es el desembarcado de Android Pay en el caso del motor de búsqueda o Samsung Pay. La versión 2.17.295 es para la compañía «el banco inmediato a la transferencia bancaria con UPI (Unified Payments Interface)», así informó la sección oficial de pagos de WhatsApp para Android. Asimismo, han comunicado que aún está oculta y en fase de desarrollo. Captura de pantalla de WhatsApp Payments- WaBetaInfo En la parte no visible de la captura de pantalla, WhatsApp Payments recuerda al usuario que tiene que aceptar los términos de uso, la política de privacidad y las cláusulas respecto al uso del sistema bancario para proceder a la utilización del sistema de pago. La beta ha permitido que los gestores del portal de información de las pruebas de la app de mensajería instantánea hayan realizado transferencias de dinero a los contactos. Por el momento, no se menciona que se esté realizado la prueba en los móviles iOS ni la fecha de la llegada oficial.
01-01-1970 | abc.es
Google Play Protect, el antivirus para Android que te alerta de las apps que no debes descargar
Google Play Protect es la nueva solución de seguridad creada por la empresa de Mountain View que poco a poco se está instalando en los smartphones con Android. Además de proteger al dispositivo de malware en la navegación, esta herramienta también se ha integrado en la Play Store para evitar la descarga de aplicaciones maliciosas y mostrar al usuario si el móvil está libre de ese contenido. La integración de Play Protect en la tienda de aplicaciones permite el análisis del smartphone para comprobar si ya hay instalada alguna app con contenido malicioso. Este proceso se puede hacer manualmente desde la Play Store, aunque Android asegura en su blog oficial que el sistema puede analizar el dispositivo de forma automática durante todo el día. Se puede acceder a este servicio pulsando el botón Play Protect en el Menú desplegable de Play Store. La ventana del antivirus muestra las aplicaciones que han sido escaneadas de forma automática o, si se prefiere hacerlo de forma manual, se puede acudir a la pestaña Mis aplicaciones y juegos, donde aparecerá un botón que ofrece forzar o actualizar el análisis, junto a varios cuadros que muestran los problemas encontrados y cuándo se realizó el último análisis. Otra de las funciones destacadas de Play Protect es verificar si las aplicaciones de la Play Store son seguras para su descarga. En caso de que no haya ningún problema, la página de la app mostrará un aviso debajo de la barra de descarga recordando que se ha verificado la seguridad de la aplicación. Android asegura que Play Protect analiza más de 50.000 millones de aplicaciones a diario, por lo que a partir de ahora será difícil encontrar una app que no esté verificada por el sistema. Además de verificar el contenido de la Play Store y proteger al dispositivo de aplicaciones maliciosas, Play Protect incluye otras soluciones para usar el móvil con total seguridad. Una de ellas es Navegación Segura de Chrome, un sistema que se activa automáticamente cuando el usuario entra en una web con malware.
764