Noticias de "facebook"

30-06-2019 | abc.es
Redes sociales: cuando sí entran armas pero se vetan pezones
Usamos sus servicios, pero no son nuestros. Tenemos presencia a pesar de no ser sus dueños. Hablamos, compartimos conocimientos. Hablamos. Creemos que nos pertenecen porque en el perfil aparece nuestro nombre. La realidad es bien distinta: son empresas privadas, en su mayoría bajo una bandera repleta de barras y estrellas. Y sí, tienen sus reglas. Son sus reglas y no se pueden cambiar. Por eso, en ocasiones, puede llegar a extrañar su comportamiento a la hora de tratar ciertos contenidos. Siempre se menta la aparentemente hipocresía de plataformas como Facebook o Instagram al imponer un dudoso criterio de selección de publicaciones: armas sí se pueden subir pero si se muestra un rescoldo de pezón femenino te arriesgas a ser silenciado. Estas decisiones tienen cabreada a la comunidad de influencer, que se han quejado a lo largo de los años que sus fotos creativas no tienen espacio en estas plataformas. El debate no es nuevo. Pero, a veces resuena la tormenta. Melo Moreno, «influencer» anteriormente conocida como Yellow Mellow, ha querido liderar un nuevo empuje para criticar la censura en redes sociales. Todo comenzó cuando publicó en su perfil de Instagram una imagen en donde aparecía ella en topless junto a tres as de sus amigas. Era una imagen creativa de un viaje a Tenerife, pero sucedía algo: a las jóvenes se les apreciaban los pechos. Lo que podría ser un simple recuerdo se convirtió en un bumerán contra la censura en internet. La «influencer» lo denunció, posteriormente, en su cuenta de YouTube. «Es una foto bonita del buen rollo de ese momento. ¿Por qué al pecho masculino sí se le permite subir fotos libremente y se censura en cuanto aparece uno femenino? Por eso quise ver qué pasaba. Puse un mensaje de llamada a la acción», puntualizó. La respuesta no pudo ser más evidente: miles de tuiteros y usuarios de redes sociales publicaron la controvertida imagen a mansalva. A partir de entonces, ha conseguido volver a subirla y generar más de trescientos mil «me gusta». Su objetivo, reinvidicar el pecho femenino. Esta historia, que no deja de ser una anécdota, sucede en más ocasiones de lo que nos pensamos. Son las políticas de uso del servicio, y que han criticado numerosos usuarios, la mayoría, es cierto, residentes en España. Pero hay que entender, sin embargo, la idiosincrasia estadounidense para apreciar los motivos. «Tú estás utilizando una red social que tiene unas reglas, que incluye un apartado relativo a los contenidos que pueden afectar a usuarios. No es censura, las empresas ponen las reglas del juego», valora a este diario Samuel Parra, jurista experto en derecho digital. Desde la plataforma fotográfica, propiedad de Facebook, se agarran a sus términos de uso: «Ciertos públicos pueden sentirse molestos ante diferentes tipos de contenido (?) eliminamos determinadas fotos de pezones femeninos, pero se admiten las fotos de cicatrices por mastectomías y mujeres». Estas redes sociales cuentan con un manual interno, que no se suele hacer público, pero sirven para ofrecer los detalles que los moderadores van a concretizar. Ahí se especifica lo que está permitido y lo que no. En el de Facebook, en su día, no se permitía publicar, por ejemplo, fotografías de pezones femeninos, tampoco donde se derraman fluidos. «Me parece bien que se hagan manifestaciones que se reivindiquen actividades occidentales, pero son las reglas del juego que establecen las plataformas; si no nos gustan podemos irnos a otras», subraya. «Ellos (referente a Estados Unidos) tienen otra cultura. Sí se permiten armas, que se publiquen accidentes de tráfico violentos, y tenemos que entender que esto funciona así», añade. En los últimos años, la mayoría de este tipo de servicios digitales han introducido mecanismos de revisión automática. Controles automatizados que intentan operar casi en tiempo real. Software basado en Inteligencia Artificial que, sin embargo, cometen errores garrafales, como confundir a personas negras con monos o animales con culos. «En la revisión en la que confiaría, con la tecnología que hay hoy, es en la humana. El aprendizaje automático está muy verde. Si es una máquina es muy fácil engañarla. Hay ensayos en donde se ve un koala pero una máquina ve puntos», sostiene.
28-06-2019 | abc.es
Mark Zuckerberg, contra los «Deep Fakes»: «Es un error de ejecución»
La desinformación en redes sociales se ha convertido en un problema. En una lacra que para lo antes posible. Pero mientras se encuentran mecanismos para combatir las llamadas «fake news» o noticias falsas, otra tendencia empieza a coger fuerza, los vídeos manipulados que se engloban en una reciente estrenada etiqueta, «deep fakes». Y, por ahora, no hay fórmula de detectarlo rápidamente. No manera, de momento, de bloquear este tipo de contenidos malintencionados que están fabricados de tal manera que puede llegar a confundir con la más absoluta realidad. Y es un quebradero de cabeza para Facebook. Hasta tal punto que, al final, se ha tenido que mojar y bajar al barro. Mark Zuckerberg, creador del imperio digital, ha adelantado que prepara unas futuras políticas para combatir este tipo de vídeos manipulados. Lo hace después de asumir un «error de ejecución» y una «reacción tardía» la decisión de marcar como falso un vídeo alterado de Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, en donde se mostraba a la dirigente demócrata aparentemente ebria y retorciendo su discurso para general polémica. Sucedió el pasado mes y se compartió rápidamente en Facebook, Twitter o YouTube. Este último servicio, sin embargo, y después de una serie de denuncias por parte de usuarios por supuesta violación de las políticas de uso, eliminó el vídeo. Facebook ni siquiera eliminó el vídeo; tan solo limitó su distribución advirtiéndole a los usuarios que podría ser falso. Ante este hecho, la dirigente política cuestionó los intentos de la compañía en resolver el problemas de las noticias falsas y apuntó que el incid ente demostraba que permite la injerencia en las elecciones. En una conferencia en Aspen (Colorado), Zuckerberg ha reconocido que al sistema de revisión automática de la red social se llevó «un tiempo para marcar el vídeo» y «para que los verificadores -personas- pudieran calificar los hechos como falso». A su juicio, «durante ese tiempo se generó una gran distribución, más de lo que nuestras políticas de uso deberían haber permitido». El propio «Zuck» fue incluso objeto de este tipo de vídeos manipulados, pero ateniendo a una supuesta libertad de expresión dejó que se difundieran por sus servicios digitales. «Es un un área importante a medida que la tecnología de Inteligencia Artificial mejora». Criticado por subestimar las campañas de manipulación durante las elecciones presidenciales, Facebook se enfrenta, desde entonces, a una crisis de reputación. Pero ha cambiado de discurso, porque ahora el directivo ha querido enarbolar la privacidad de los datos. Un relato que contradice con las prácticas llevadas a cabo por la multinacional estadounidense. De hecho, Zuckerberg ha defendido que las autoridades y legisladores de EE.UU. deben ser «parte responsable» en la regulación de las empresas tecnológicas. «No tenemos los medios para detener (las acciones de) el gobierno ruso», mientras que «nuestro gobierno es el que tiene las herramientas para presionar a Rusia, no a nosotros», argumentó.
27-06-2019 | abc.es
WhatsApp pone a prueba su función para compartir sus estados como historias de Facebook
La aplicación de mensajería WhatsApp, propiedad de Facebook, ha comenzado a probar una nueva función con la que los usuarios podrán compartir sus estados de contenido efímero que desparecen a las 24 horas en otras redes sociales como la propia Facebook o Instagram, publicándolos como historias. Según han advertido desde el portal «The Verge», WhatsApp ha introducido la función en su aplicación en fase beta para testearla, pero por el momento no se encuentra activada. La nueva función que prueba WhatsApp permite compartir publicaciones realizadas en los estados de los usuarios con otras aplicaciones, y se accede a ella a través de un botón localizado en la parte inferior de los estados. En el caso de Facebook, la función permite compartir los contenidos efímeros de los estados de WhatsApp para que se publiquen directamente como historias de Facebook. Según asegura la compañía y recoge el medio citado, el uso de esta función no enlaza las cuentas de WhatsApp y de Facebook, sino que hace uso de las interfaces de desarrollo de aplicaciones (API) de WhatsApp que utilizan el resto de aplicaciones. Además de Facebook, la nueva función de compartir permite también a los usuarios enviar sus historias a otras aplicaciones como Instagram, Gmail y Google Fotos, y por el momento no puede configurarse para que se compartan todos los estados de manera automática.
27-06-2019 | abc.es
Estos son los 17 móviles de Huawei que se van a poder actualizar a la próxima versión de Android
La serie de dispositivos Huawei P30 actualizará su sistema operativo a la versión Android Q, y aquellos equipos que funcionen con Windows mantendrán las actualizaciones y el soporte, como ha asegurado la compañía china. Huawei ha iniciado una campaña para desmentir los rumores que han surgido en torno al futuro de sus dispositivos, como consecuencia del veto impuesto por Estados Unidos, que impide a las empresas estadounidenses, como Google o Microsoft, hacer negocios con la empresa china. La versión Android 10 Q llegará a 17 dispositivos de la marca, entre los que se encuentran la serie P30 (P30, P30 Pro, P30 Lite), Mate 20 (Mate 20, Mate 20 Pro, Mate 20 Lite, Porsche Design Mate 20 RS, Mate 20 X, Mate 20 X (5G)), P20 (P20, P20 Pro), P smart (P smart 2019, P smart+ 2019, P smart Z) y Mate 10 (Mate 10, Mate 10 Pro, Porsche Design Mate 10). La compañía ha asegurado que «todos los 'smartphones' y tabletas de Huawei seguirán recibiendo los parches de seguridad y las actualizaciones de Android», y ha negado que Android vaya a ser «automáticamente desinstalado» de estos dispositivos. También ha apuntado las aplicaciones WhatsApp, Facebook e Instagram podrán descargarse y usarse como se ha venido haciendo hasta ahora. Y en caso de que el usuario restaure la configuración de fábrica en su dispositivo Huawei, este podrá descargar los servicios y las aplicaciones de Android y Google. En el caso de los equipos Windows, como en el caso de sus portátiles, la compañía ha confirmado que recibirán actualizaciones y soporte técnico. La situación no afecta a la garantía de los dispositivos, en tanto que Huawei sigue ofreciendo un "«servicio postventa como antes», de acuerdo con su política de garantía. Los dispositivos tampoco verán afectada su funcionabilidad. Por otra parte, Huawei ha señalado que «seguirá vendiendo 'smartphones» y que «continuará invirtiendo en investigación y desarrollo»para ofrecer la última innovación y la mejor experiencia posible.
25-06-2019 | abc.es
Nick Clegg, de Facebook, asegura que «no existe prueba alguna» de que Rusia influyera en el Brexit a través de la red social
Nick Clegg, vicepresidente de Facebook y antiguo viceprimer ministro del Reino Unido, aseguró este lunes que «no existe absolutamente ninguna prueba» de que Rusia influyera en el referéndum del Brexit a través de Facebook. En una entrevista en la radio BBC 4, el responsable también rechazó la injerencia de la consultora Cambridge Analytica en el plebiscito. Clegg, que fichó por la compañía que preside Mark Zuckerberg en octubre del año pasado, señaló que Facebook ha analizado sus datos y no ha encontrado «ningún intento significativo» de que fuerzas externas trataran de influir en el voto. Según Clegg, el Reino Unido optó por romper con la Unión Europea el 23 de junio de 2016 porque el arraigo del euroesceptisimo británico «ha calado muy, muy hondo». Para el que fue «número dos» del Gobierno de coalición del conservador David Cameron, los británicos han estado «mucho más influidos» por los medios tradicionales a lo largo de los últimos 40 años que por las nuevas tecnologías. Con todo, afirmó que existe una «necesidad imperiosa» de establecer nuevas reglas sobre privacidad, el uso de los datos de las personas y el establecimiento de qué abarcan los discursos de odio. Interrogado sobre si no debería ser la propia compañía la que solucionara alguno de estos problemas por ella misma, Clegg opinó que no es algo que las empresas tecnológicas «puedan o deban» hacer por su cuenta. «No son las compañías privadas, pequeñas o grandes, las que tienen que establecer esas normas. Es algo que tienen que hacer los políticos democráticos en un mundo democrático», apuntó. Con todo, reconoció que firmas punteras como Facebook deben jugar un «papel maduro» defendiendo esa regulación. El año pasado, la Oficina del Comisionado de Información (ICO, por siglas en inglés), el organismo que supervisa el cumplimiento de las reglas sobre protección de datos en el Reino Unido, multó a la red social con 500.000 libras (565.000 euros). La sanción se produjo porque, según la ICO, Facebook permitió una «violación» de las leyes sobre protección de datos personales en relación con el escándalo de Cambridge Analytica.
24-06-2019 | abc.es
Un cofundador de Facebook cree que Libra, su criptomoneda, es «aterradora»
El empresario Chris Hughes, uno de los cofundadores de Facebook junto a Mark Zuckerberg, ha alertado de que la creación de una criptodivisa por parte de la red social implicará poner poder «en manos equivocadas». En una columna publicada en el diario británico «Financial Times», Hughes ha asegurado que si los reguladores no actúan ahora, «muy pronto será demasiado tarde». «Esta divisa insertará una capa corporativa en el control monetario, situada entre los bancos centrales y los individuos. Inevitablemente, estas compañías pondrán sus intereses privados -beneficios e influencia- por encima de los públicos». Libra, la criptodivisa anunciada por Facebook esta semana, será administrada por una asociación radicada en Suiza de la que ya forman parte un total de 28 empresas privadas. Entre ellas se encuentran Mastercard, PayPal, Visa, Uber o Vodafone, además de los fondos de capital riesgo Andreessen Horowitz, Breakthrough Initiatives, Ribbit Capital, Thrive Capital y Union Square Ventures. La crítica de Hughes se centra, además, en el hecho de que los activos y los depósitos que respaldan el valor de Libra estarán denominados en euros y dólares, lo que restará poder a los bancos centrales de los mercados emergentes y países en desarrollo. «Si el suficiente número de personas abandona sus divisas locales, se podría amenazar la capacidad de los Gobiernos de los mercados emergentes de controlar su masa monetaria, los tipos de cambio y, en algunos casos, la posibilidad de establecer controles de capital», ha subrayado el cofundador de la red social estadounidense. El empresario ha recomendado a los países en desarrollo que ralenticen el avance de Facebook prohibiendo de forma temporal a los bancos locales y las redes de procesamiento de pagos aceptar Libras. «Los supervisores han subestimado el poder de Facebook en el pasado, permitiéndola hacerse con rivales potenciales como WhatsApp o Instagram. En esta ocasión, el escrutinio por los reguladores apropiados debe ser exhaustivo», ha apostillado.
24-06-2019 | abc.es
Harry Potter: Wizards Unite: cómo jugar al juego que quiere recuperar el fenómeno Pokémon Go
Hace dos años «Pokémon Go» causó una gran sensación. El juego móvil se convirtió en un éxito sin predecentes. Un título que combinaba la tecnología de realidad aumentada, aprovechaba el sistema de geolocalización de los teléfonos móviles e introducía el universo fantástico de los bichos virtuales. Harry Potter, el conocido mago de la ficción, quiere ahora hacer de las suyas con una propuesta fresca y similar. El estudio desarrollador Niantic y la distribuidora WB Games han traído a España Harry Potter: Wizards Unite, un juego de realidad aumentada (RA) para dispositivos móviles cuyo objetivo principal es encontrar y cazar animales fantásticos que aparecen en la saga creada por J.K. Rowling. Está disponible para los dispositivos con sistema operativo iOS y Android. Tan solo requiere de acceder por medio de una cuenta de Google o Facebook, aunque también existe la posibilidad de registrarse por medio de una cuenta propia aunque esta opción está orientada a los usuarios menores de edad. Viene traducido al español. Para su funcionamiento requiere de estar conectado a internet. Antes de iniciarse en este juego hay que crearse un perfil de mago, que se puede ir mejorando y personalizando conforme se avanza. La trama, sin embargo, parte de un contexto: como nuevos miembros de las Fuerzas Especiales del Estatuto del Secreto, los jugadores investigarán la caótica actividad mágica que se está filtrando al mundo muggle, y trabajarán juntos para resolver el misterio de esta tragedia. Los usuarios, en ese sentido, podrán explorar barrios y ciudades del mundo real para descubrir misteriosos artefactos, lanzar hechizos y encontrar animales fantásticos y personajes icónicos durante su viaje. Pero, ¿cómo se juega en realidad? Bien, la respuesta es sencilla, y más teniendo en cuenta la notable acogida de «Pokémon Go», con lo que probablemente a nadie le pille por sorpresa. La idea es salir a la calle a buscar los bichos virtuales. Entonces, el usuario debe salir y explorar el mundo. Será cuando desde el mapa del teléfono aparezcan los rastros de magia que servirán para indicar la ubicación de los llamados «Incontratus». Estas pistas se encuentran en diferentes lugares del mundo real y activan encuentros muy detallados en realidad aumentada. El objetivo es desvolverlos al mundo mágico, por lo que habrá que lanzar diferentes hechizos para destruir la magia confusa que los protege. Hay que prestar atención a otros objetos y lugares que pueden ayudarte en tu aventura como las tabernas -que permitirán restaurar energía mágica-, los ingredientes -que podrás utilizar para elaborar pociones- o los trasladores -que te llevarán a lugares destacados del mundo mágico-. Todas las acciones se ejecutan fácilmente desde la pantalla táctil del móvil. También cabe la posibilidad de «reunirse» con otros jugadores por internet para participar en otros eventos y desafíos de cara a entrar en combates cooperativos en modo multijugador y a tiempo real. Lo más interesante es que hay que formar equipos y especializarse en algunas magias. Requisitos técnicos para usar en el móvil Sistema operativo: Android 5.0 o superior y iOS 10.0 o superior RAM: al menos 2 GB Memoria: como mínimo hay que tener libre unos 2 GB Funciones: Debe activarse el GPS y la cámara
23-06-2019 | abc.es
«Deep Fakes»: la era de la manipulación de la Historia
Era 2016 cuando Barack Obama pronunciaba una frase que podría generar una gran polémica mediática: «El presidente Trump es un total y completo idiota». Las redes sociales se polarizaron. El problema es que no era verdad. No la dijo. Esas palabras no salieron de su boca, pero lo parecía. Fue un simple experimento de la universidad de Washington bautizado Synthesizing Obama, pero empezaba a demostrar la capacidad de manipular un vídeo por medio de algoritmos de inteligencia artificial. El resultado era tan real que asustaba. Esta tecnología ha derivado en una tendencia, las llamadas «deep fakes», una terrorífica variación de las «fake news» que han causado tanto revuelo en los últimos tiempos. En manos de personas malintencionadas pueden alimentar el monstruo de las desinformación en redes sociales. Es la era en la que nuestros enemigos pueden hacer que cualquiera pueda decir algo en un momento. Un arma demasiado poderosa. Esta tecnología empieza a estar al alcance de todo el mundo, incluso sin los conocimientos previos. Mark Zuckerberg, fundador de Facebook, lo ha sufrido también en sus propias carnes recientemente. Bill Posters y Daniel Howe, artistas de la agencia de publicidad Canny, generaron una secuencia manipulada. Instagram, red de fotografía de la que es propietario, se inundó de su siniestro discurso falso, aunque la compañía decidió mantener su difusión al amparo de la libertad de expresión. Con anterioridad, se quiso hacer otra demostración de la capacidad de estas técnicas; un vídeo distribuido en redes sociales fusionaba el cuerpo y voz de la actriz Jennifer Lawrence con la cara de Steve Buscemi con un nivel de realismo que puede asustar. Hasta Scarlett Johansson ha sido víctima del fenómeno «deep fake», aunque en su caso se produjeron vídeos eróticos falsos con su rostro. Algo que también ha empezado a ser muy habitual. Es algo con lo que los ciudadanos deben estar preparados. Y prevenidos, porque a partir de ahora será aún más fácil que nos la «cuelen». La tecnología está preparada para sembrar la confusión como nunca antes se ha hecho. Un algoritmo de Inteligencia Artificial desarrollado por el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), en Estados Unidos, ha sido capaz incluso de reconstruir el aspecto del rostro de una persona tomando como punto de partida únicamente su voz. A través de un extracto breve del habla, la herramienta es capaz de determinar factores como la edad, el género y la etnia de una persona. Y, luego, se da una paradoja: si no te puedes fiar de nada, en nada vas a creer. Aunque puede haber contramedidas. El Pentágono, a través de la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de la Defensa (DARPA, por sus siglas en inglés), está trabajando con varias instituciones de investigación para adelantarse a estos vídeos manipulados. El objetivo de estos nuevos mecanismos es adelantarse al fenómeno, aunque para ello hay que bajar al barro, conocer cómo funcionan. Desde la Universidad de Colorado en Denver, un grupo de investigadores trabajan en un programa informático capaz de generar vídeos manipulados muy convincentes. Crear «deep fakes» en toda regla. Para contrarrestar el envite de las «infoxicación», otros investigadores están desarrollando una tecnología preparada, teóricamente, para detectar qué es real y qué falso. Una medida, sin embargo, que permitiría agilizar la lucha contra los bulos en redes sociales. Pero, de momento, los algoritmos de detección no están tan perfeccionados como para bloquearlos de manera inmediata. El mayor problema es que la mentira ya no tiene las patas cortas; las mentiras van rápido que la verdad.
22-06-2019 | abc.es
Libra, la moneda de Facebook: luces y sombras de una tecnología aún desconocida
«No compartirá información financiera o de la cuenta con Facebook o cualquier tercer actor sin el consentimiento del cliente». «No compartirá información de cuentas o datos financieros con Facebook Inc. o cualquier otro tercero sin el consentimiento del cliente». Son las primeras promesas del gigante de internet al desvelar, por fin, su irrupción en el mundo de las criptomonedas. Libra es el nombre de su divisa digital con la que se podrán realizar dos acciones principales: transferir dinero entre usuarios y pagar en establecimientos o en servicios. Un proyecto, sin lugar a dudas, muy ambicioso. Aunque es solo una primera fase y queda todavía conocer los verdaderos entresijos de su funcionamiento, existen muchas dudas sobre su privacidad y la seguridad informática de una moneda en la que detrás de su gestión está una empresa tan cuestionada como la fundada por Mark Zuckerberg. Al igual que el bitcoin, Libra será posible a través de la tecnología «blockchain» o cadena de bloques, un conjunto de herramientas que permiten realizar transferencia, teóricamente, seguras. También, como diferencia sustancial, existirá un control más exhaustivo sobre su volatilidad. El Bitcoin, por su naturaleza, ha propiciado el nacimiento de granjas de mineros para su producción. Y queda limitada a unos 21 millones de bitcoins, con lo que la especulación ha sido una constante desde su aparición en 2009. La divisa de Facebook, en cambio, tendrá el respaldo de una especie de reserva federal. El anonimato, además, quedará supeditado a la necesidad de una identificación oficial. Eso teóricamente lo debe cambiar todo. «Si me preguntas si a día de hoy, si estuviera dinero, metería dinero en esta criptomoneda, mi respuesta es no» En cualquier caso, y a falta de conocer más detenidamente su funcionamiento real, el miedo a un robo está ahí. Y más sabiendo que se han producido con anterioridad numerosos robos de «wallets» -donde se almacenan las monedas, el monedero- de criptomonedas. «Si me preguntas si a día de hoy, si estuviera dinero, metería dinero en esta criptomoneda, mi respuesta es no. ¿Por qué? Porque no hago uso de criptomonedas y, sobre todo, porque creo que hasta que las cosas no sean estables y aceptadas, hasta que no se encuentren los primeros fallos de seguridad, Facebook como cualquier otra empresa, por muy buenos que son los departamentos de seguridad, no están exentos de tener vulnerabilidades o posibilitar a terceros acceso a datos», valora para este diario Lorenzo Martínez, experto en seguridad informática de Securizame. Se da por hecho que en el momento en el que esté disponible esta criptodivisa en 2020 se producirán intentos de «hackeos» y robos, que habrá que comprobar de qué manera Facebook lo repele. Según la empresa, las transacciones que se lleven a cabo mediante Calibra no influirán, por ejemplo, en los anuncios que luego le aparezcan al usuario en la red social, salvo que este haya dado permiso expreso para ello. Sí se compartirán datos financieros con terceros, sin embargo, con los siguientes propósitos: cumplir con la ley de cada país, proteger las cuentas de los clientes ante posibles fraudes, permitir el procesamiento de pagos y evitar la actividad delincuente. «No compartirá información de cuentas o datos financieros con Facebook Inc. o cualquier otro tercero sin el consentimiento del cliente», defienden desde el documento de presentación. «Calibra contará con fuertes protecciones para mantener tu dinero y tu información seguras. Utilizaremos los mismos procesos antifraude y de verificación que emplean los bancos y las tarjetas de crédito, y contaremos con sistemas automatizados que supervisarán tu actividad de manera proactiva para detectar y prevenir comportamientos fraudulentos», añaden desde Facebook. «Al tratase de dinero directo, la motivación para alguien que quiera intentar llevarse el dinero es un añadido como está pasando en robos a otras carteras virtuales o ataques de blockchain», añade, sin embargo, este experto. «Creer que Facebook no va a estar almacenando datos de compra no me lo creo» El principal miedo, sin lugar a dudas, es ser víctima de un robo de dinero. Es pronto, es cierto, para conocer los detalles de la plataforma, pero algunos expertos también dudan sobre su relevancia. «Lo que más me llama la atención es que no hayan querido subirse a la ?blockchain? para todos, que se hayan parado solo en un proyecto de una moneda; yo lo veo más como un proyecto de laboratorio y ganar relevancia a algo realmente efectivo y eficaz», valora por su parte Yago Jesús, experto en seguridad informática. Este experto se atreve a ofrecer un vaticinio: «venderán una serie de serviciosa con esa moneda, todo el mundo se creará un ?wallet? con unas pocas monedas para comprarse alguna aplicación, pero no va a tener un impacto real. Creer que Facebook no va a estar almacenando datos de compra no me lo creo». Hay tres detalles -en opinión de Jesús- que todavía se desconocen y que a lo largo de los próximos meses deberán de ser transmitido. Por un lado, el diseño de la red y cómo se garantiza la integridad de la blockchain. También, la forma en el que el usuario se comunica con esa red para hacer movimientos de dinero y, por otro lado, la seguridad del «wallet» a nivel de usuario para evitar fraudes o robos de monedas digitales. Por si fuera poco, Libra ya ha empezado a causar recelo entre entidades bancarias y ha sembrado las dudas entre los legisladores.
10