Noticias de "facebook"

13-03-2019 | abc.es
Facebook e Instagram sufren una caída generalizada en varios países durante diez horas
Facebook ha presentado problemas de conexión en la tarde de este miércoles. En torno a las 17:00 horas, la popular red social, con 2.300 millones de usuarios en todo el mundo, ha dejado desconectados a una gran parte de la sociedad, privando el acceso a la totalidad o parte de servicio a millones de usuarios en el mundo durante aproximadamente diez horas. Pero no ha sido la única compañía con problemas. Instagram, que también es propiedad de Mark Zuckerberg y supera ya los 1.000 millones de usuarios, también empezó a presentar problemas en su servicio al mismo tiempo que Facebook. Por si todo ello no fuera suficiente , a última hora de la tarde, WhatsApp, que pertenece también a Facebook, empezó a experimentar una avería en su servicio, dejando desconectados a millones de usuarios. Tal y como recoge «Down Detector», panel de incidencias de servicios digitales, la caída de Facebook e Instagram, tanto desde su versión web de escritorio como desde sus aplicaciones, se ha localizado principalmente a la costa este de EE.UU., Canadá, México, Guatemala, El Salvador, Colombia, Perú, Chile, Argentina, Brasil, España, Portugal, Francia, el Reino Unido, Alemania, Bélgica, Países Bajos, Austria, Polonia, India, Malasia y Filipinas. A diferencia de otras ocasiones, no se trata de un bloqueo completo, sino que los usuarios afectados en general pueden seguir accediendo a las aplicaciones, pero algunas funcionalidades, como por ejemplo mandar y recibir mensajes o compartir contenidos, no están disponibles. En el caso de Facebook, una de las funciones más afectadas es su servicio de mensajería privada, Messenger (que dispone de su propia aplicación para móviles), mientras que en el caso de Instagram (también propiedad de Facebook), los problemas se centran en la publicación de nuevos contenidos y la sección de «historias». «The New York Times» informó el miércoles por la noche, mientras los problemas para Zuckerberg se incrementaban, que Facebook estaba siendo objeto de una investigación criminal, iniciada por fiscales de Nueva York sobre el intercambio de datos personales con otros grupos tecnológicos. El pasado mes de noviembre, Facebook e Instagram también presentaron problemas en sus servicios. De hecho, sufrieron una caída mundial durante varias horas. Cabe recordar, además, que la red social sufrió también en diciembre problemas en su servicio, dejando sin conexión a los usuarios de Europa principalmente. Posibles causas Los problemas de conexión en la Red son muy habituales. De hecho, en la mayoría de ocasiones se deben a tareas de mantenimiento que con periodicidad realizan las compañías tecnológicas en sus servidores, ya que soportan una enorme infraestructura muy compleja. Los casos más graves de desconexión se deben a los «hackeos» o acciones por parte de ciberdelincuentes, que pueden provocar ataques de denegación de servicio.
12-03-2019 | abc.es
Facebook introduce en España su programa de verificadores de datos externos
Maldita.es, Newtral y la agencia de noticias AFP verificarán contenidos en español dentro de Facebook, un movimiento con el que la red social pretende reducir la propagación de noticias falsas en España. La compañía fundada por Mark Zuckerberg pone en marcha en España, poco antes de las elecciones generales del 28 de abril, su programa de verificación de datos externo, en el que terceros revisan la veracidad del contenido publicado en español en la red social. Se trata, ha explicado Facebook en un comunicado, de verificadores independientes y ajenos a la plataforma que forman parte de la International Fact-Checking Network, una red que promueve la verificación no partidista. Los verificadores seleccionarán los contenidos que analizarán en función de cómo se viralizan y de lo nocivo que resultan para el discurso público, ha explicado a Efe la fundadora de Maldita.es, Clara Jiménez. Los usuarios de la plataforma pueden denunciar informaciones, pero también Facebook puede alertar a los verificadores del riesgo de desinformación y ellos pueden actuar de oficio cuando detecten una información no rigurosa. Si determinan que una pieza informativa es falsa, se mostrará más abajo en la sección de noticias para disminuir su visibilidad algo que, según Facebook, «reduce su distribución, detiene la propagación de bulos y limita el número de personas que lo ven». Desde la red social se asegura que marcando una historia como falsa se puede llegar a reducir su circulación hasta en un 80 por ciento y que la publicación reiterada de desinformación penaliza a las páginas y los dominios que la impulsan. «Trabajamos continuamente para detener la propagación de desinformación en nuestra plataforma. Uno de los mecanismos que empleamos es el de asociarnos a verificadores de datos de todo el mundo. Continuaremos expandiendo nuestros esfuerzos e invirtiendo más en este área», ha indicado la directora de Asuntos Públicos de Facebook en España, Natalia Basterrechea. La plataforma elimina cuentas y contenidos que violen sus normas comunitarias o sus políticas de publicidad, pero no piezas que contribuyan a la desinformación. Lo que hace con las «fake news» y el «clickbait» es reducir su distribución e informar a los usuarios añadiendo contexto a las publicaciones que ven: por ejemplo, si alguien comparte un contenido categorizado como falso se le advertirá. La red social cuenta con 43 socios para la verificación de noticias en 22 idiomas que trabajan con textos, fotos y vídeos.
12-03-2019 | elmundo.es
se rinde con los bulos y confía en tres medios para combatirlos en España
Maldita.es, Newtral y AFP indentificarán y notificarán las noticias falsas y bulos que corren por Facebook 
12-03-2019 | elpais.com
Facebook ficha a Newtral y Maldita para combatir las noticias falsas
La web de la periodista Ana Pastor y el proyecto independiente de verificación de datos trabajarán con la red social para limitar la desinformación
11-03-2019 | abc.es
Elizabeth Warren, la candidata demócrata estadounidense que quiere plantar cara a las compañías tecnológicas
El debate sobre el poder de los gigantes tecnológicos de EE.UU. surgió el pasado viernes con la sorprendente propuesta de Elizabeth Warren, una de las candidatas presidenciales demócratas más destacadas de 2020. Y es que su objetivo es claro: quiere «desmantelar» dichas compañías. «Las grandes empresas tecnológicas tienen demasiado poder», dijo la senadora de Massachusetts, muy crítica del presidente Donald Trump, quien se lanzó en diciembre en la carrera por las primarias demócratas para reemplazarlo en su país. «(Las grandes compañías tecnológicas) Tienen demasiado poder sobre nuestra economía, nuestra sociedad y nuestra democracia», dice Elizabeth Warren en una publicación de blog, recordando que su modelo de negocio se basa en la explotación de los datos personales de los usuarios. Así, propone «desmantelar estos monopolios». La ofensiva de Warren ilustra un amplio debate que se está librando en Estados Unidos sobre la necesidad o no de regular a Facebook, Google, Amazon y compañía. Tradicionalmente ubicados en un eje ideológico bastante cercano a los demócratas, los gigantes de lo digital se encuentran ahora en el objetivo de las batallas políticas. Como era de esperar, las propuestas de Warren no han sido bien recibidas por la industria, señalando que es precisamente su tamaño y modelo de negocio lo que permite a estas empresas ofrecer servicios gratuitos. «Esta propuesta extrema e injustificada, que se enfoca en un sector altamente admirado y de alto rendimiento, no está en línea con los valores progresivos, la mayoría de los cuales son ampliamente compartidos en el sector de la tecnología», dijo Ed Black, presidente de la Asociación de la Industria de la Computación y las Comunicaciones (CCIA, «The Computer & Communications Industry Association»), el lobby principal de la industria, en un comunicado. En detalle, Elizabeth Warren quiere que las compañías más grandes se equiparen con las «plataformas de servicio público», como el gas o la electricidad, para que no puedan, por ejemplo, poseer y administrar plataformas de ventas mientras se venden a sí mismos, como sucede con Amazon o Google. A estas plataformas también se les prohibiría compartir o transferir datos a terceros. La candidata también propone nombrar reguladores que serían responsables de cancelar las fusiones, lo que considera «ilegal y anticompetitivo». Es decir, la unión de WhatsApp e Instagram bajo el mandato de Facebook no sería posible. Para Robert Atkinson, presidente de la Fundación de Tecnología de la Información e Innovación («ITIF, Information Technology and Innovation Foundation»), «si comienzas a desentrañar estas compañías, los usuarios tendrán que pagar por cosas que ahora le son gratis». Sin mencionar que «no se puede desmantelar un negocio solo porque es grande», dice Michael Carrier, profesor de la Universidad de Rutgers, señala la complejidad de las leyes antimonopolio. Elizabeth Warren, sin embargo, se ha visto favorecida por el Open Markets Institute, dedicado a la competencia en el sector de la tecnología. Considera que es hora de que llegue el plan de forma «moderada». El grupo de defensa del consumidor Public Knowledge también dio la bienvenida a esta posición. Para complicar aún más el debate político en los Estados Unidos, los grandes de la tecnología también mantienen una relación ambivalente con el presidente republicano Donald Trump, quien ha criticado a varios (Amazon, Google) pero les permitió aprovechar grandes caídas de los impuestos corporativos votados a finales de 2017. Y mientras varias compañías se han opuesto públicamente al endurecimiento de la política de migración, varios grupos, como Google, también han anunciado supuestamente la inversión y la creación de empleos en los Estados Unidos, lo suficiente como para satisfacer al inquilino de la Casa Blanca. La «tecnología» está en crisis desde hace casi dos años por el estallido de varios escándalos relacionados con la explotación de datos personales, principalmente por parte de Facebook.
11-03-2019 | abc.es
Cómo evitar que los partidos políticos usen mis datos: llega la «Lista Viernes», una lista Robinson antispam
En aras de evitar un escándalo en España similar a «Cambridge Analytica», que ha puesto en aprietos a Facebook, juristas expertos en derecho digital han puesto en marcha una iniciativa llamada «Lista Viernes», iniciativa que permite a cualquier ciudadano impedir el «spam» electoral en su correo electrónico o teléfono móvil, así como su oposición a que sus datos ideológicos sean tratados por los partidos políticos. Este proyecto, una suerte de «Lista Robinson» pero para evitar el «spam» electoral, se trata de una nueva lista dirigida a los usuarios después de la entrada en vigor de la Ley Orgánica de Protección de Datos Personales y Garantía de Derechos Digitales (LOPDGDD), cuyo artículo 58 bis establece la utilización de datos personales obtenidos en páginas web y otras fuentes de acceso público para la realización de actividades políticas durante el periodo electoral por parte de los grupos políticos. Esta iniciativa viene de tres abogados vallisoletanos y uno de Salamanca en Secuoya Group. La nueva norma electoral permite a los partidos extraer datos (incluida su ideología) de los ciudadanos de internet y redes sociales, y enviarles propaganda electoral por medios electrónicos. Aunque la Ley ha sido recurrida ante el Tribunal Constitucional por el Defensor del Pueblo, a iniciativa de un grupo especializado en protección de datos personales, varios de los juristas que participaron ese trámite han decidido dar un paso más. Entre ellos figuran los juristas Ángel Benito, Jorge García Herrero, Dario López, y Luis Gervás de la Pisa. E l nuevo paso es un proyecto, gestionado por una fundación sin ánimo de lucro, para crear una sola lista a fin de que todos los partidos políticos puedan obtener en «un solo lugar la información necesaria» sobre los ciudadanos que no quieren propaganda ni que sus datos sean tratados conforme a la nueva normativa. Sin embargo, ni la Fundación ni los partidos políticos serán capaces de leer los datos de la lista. El sistema, según sus creadores, tiene una ventaja: el anonimato de las personas que se apunten está garantizado por un sistema tecnológico de «doble ciego», de modo que los partidos pueden tachar de sus bases de datos a los votantes de la «Lista Viernes», sin tener acceso directo a la base de datos. «La Lista Viernes la hemos cedido a una Fundación, sin ánimo de lucro. Todo el proyecto se ha pagado de nuestro bolsillo (base de datos, web, software, ilustraciones), y ha sido donado y ya no puede salir de ahí. Como los datos de los ciudadanos que se apunten», explican sus creadores. Para ello han conseguido la colaboración de múltiples profesionales que han trabajado en el proyecto sin saber siquiera si cobrarán sus honorarios, y ya hay una campaña de «crowdfunding» para ello, en la plataforma goteo.org, y para cubrir gastos accesorios para mejorar las acciones de la fundación. El proyecto se ha desarrollado en código abierto, «código que será publicado para que cualquiera que tenga conocimientos suficientes pueda auditarlo y cualquiera que tenga interés reutilizarlo, por ejemplo, en otro país de la UE». Según los juristas, «los datos de los ciudadanos sólo se utilizarán para las finalidades descritas. No se cederán jamás a terceros». Una empresa especializada en ciberseguridad aloja y protege la base de datos de «Lista Viernes». «Si no conseguimos un número relevante de inscritos, destruiremos de forma segura la base de datos, después de las elecciones de mayo de 2019», aseguran sus creadores.
11-03-2019 | abc.es
Facebook: 15 millones de usuarios se dieron de baja en EE.UU. desde 2017
Uno de los aciertos de Facebook ha sido tener vocación global desde el primer momento. Estados Unidos, su territorio por naturaleza, se le quedaba corto. De ahí a que muchos de sus esfuerzos en los últimos años haya sido aplicar una economía de escala hasta lograr amasar unos datos envidiables, 2.320 millones de usuarios. Pero en su «casa» no las tiene todas consigo: desde el año 2017 la red social ha perdido unos 15 millones de usuarios. Así lo constatan las estimaciones realizadas por la firma de análisis Edison Research, que apuntan a que las principales bajas se sitúan en la horquilla de edad entre 12 y 34 años. En concreto, un 6% de la población total del país, aunque la metodología se basa en encuestas poblaciones, aunque el resultado muestra una disminución en la población más joven. Un público, sin embargo, que ha traccionado hacia otro entorno más «amigable» en plataformas como Instagram. Entre los usuarios de más de 55 años, el estudio apunta a incluso un aumento del 49%. En Canadá también ha sufrido una brecha de un millón de usuarios desde el último trimestre de 2017. Los datos, aunque llamativos, no deja de ser peccata minuta si se atiende a los datos de crecimiento de los últimos meses a nivel mundial. Y más por la coyuntura en la que se produce; dos años llenos de escándalos que han pasado factura a la confianza de la marca. La que apenas nota los escándalos es Instagram. La plataforma para compartir fotos, que por su naturaleza recopila menos información personal de sus usuarios, empieza a ser una alternativa más simple y menos tóxica al uso del servicio principal de Facebook, ahora saturado de anuncios y plagado de «fake news» o «noticias falsas». La red social principal no ha encontrado techo alguno y ha seguido añadiendo nuevos usuarios, según los datos proporcionados por la compañía en el último trimestre del pasado año. Ese aumento se sitúa en un 9% interanual. En España, a su vez, ha continuado en esa misma línea al crecer un 4,16% hasta los 24 millones de usuarios registrados, según un estudio de la consultora The Social Media Family. Un dato difícil de conseguir tras la negativa de Facebook de hacer un desglose por mercados de manera oficial. Pese a todo, la empresa fundada por Mark Zuckerberg ha empezado a cerrar el círculo de sus servicios digitales; la mayoría de sus marcas son líderes en sus sectores, desde Instagram -que cuenta con mil millones de usuarios- o WhatsApp -con más de 1.500 millones de registros-. De ahí a que cobre mayor relevancia las intenciones de Zuckerberg al prometer que el futuro de Facebook pasa por dotarle de mayor privacidad y permitir una interoperabilidad entre todos sus servicios.
30