Noticias de "facebook"

22-03-2012 | 20minutos.es
'20minutos.es' se consolida en el tercer puesto de los diarios en español más leídos

20MINUTOS.ES

  • La web tuvo 10.183.885 usuarios únicos en febrero, según comScore.
  • 20minutos.es no desciende de la barrera de los 10 millones desde 2011.
  • El diario online asegura también su gran implantación en América Latina.

20minutos.es se consolida, un mes más, como el tercer medio en español más leído en el mundo. Con una audiencia de 10.183.885 usuarios únicos en febrero (según los datos ofrecidos por la empresa de medición web comScore), el diario digital sigue manteniendo una gran distancia respecto al medio que aparece inmediatamente después. 

Así, y tras batir un nuevo récord de audiencia a finales de 2011, 20minutos.es se mantiene holgadamente por encima de la barrera de los 10 millones de usuarios únicos. El diario online refuerza, además, su ya de por sí buena presencia en América Latina.

20minutos.es está a 1.400.000 usuarios únicos de la segunda posición que ostenta la web del diario de pago El país (12.520.905 de usuarios únicos). La clasificación de medios está encabezada por la web del diario de pago El Mundo, con 13.268.644 de usuarios únicos. Los cinco primeros puestos se completan con el diario argentino Clarín (6.777.865, a casi cuatro millones de usuarios de distancia de 20minutos.es) y La Nación, también de Argentina, con 5.337.346 de usuarios únicos.

Estos datos consolidan un mes más a 20minutos.es entre los medios en español más visitados del planeta y suponen el refrendo de los lectores a la política llevada a cabo durante esta última temporada por asentar su aspiración de convertirse en el medio social (ya está presente, y no deja de crecer, en las principales redes sociales: Twitter, YouTube, Facebook, Google+, Tuenti, Pinterest, Bigopo) , donde la información de calidad y la participación de los usuarios son dos de sus ejes principales.

Entre los grandes temas que ayudaron a 20minutos.es a posicionarse como un diario de referencia durante el mes pasado estuvieron la cobertura de los sucesos de Valencia, con temas en profundidad y seguimiento minuto a minuto, los reportajes-denuncia sobre las dietas de los diputados o el minucioso desglose de la declaración judicial de Iñaki Urdangarín por el caso Palma Arena.

22-03-2012 | europapress.es
El 82 por ciento de las páginas corporativas de Facebook publican menos de 5 entradas al mes, por lo que se considera que no mantienen los perfiles actualizados.
22-03-2012 | europapress.es
Una 'startup' llamada Friends with rooms quiere ayudar a los usuarios a encontrar el mejor compañero de piso, utilizando la red social Facebook.
21-03-2012 | enter.co
La configuración de la privacidad de la nueva presentación de los perfiles de Facebook ha generado inseguridades en los usuarios de la red social. Les presentamos algunas pautas muy útiles para que pueda sacar provecho a su biografía.
21-03-2012 | 20minutos.es
"El acceso a la información tiene que ser libre y gratis, y no por ello es de menos calidad"

Mirentxu Mariño 20m

  • Virginia Pérez Alonso, directora adjunta de '20minutos.es', ha sido galardonada con el premio iRedes 2012 en su categoría individual.
  • "Los lectores me han puesto muchas veces en mi sitio, y yo encantada", asegura.
  • Sobre la crisis del periodismo: "El control de los poderes públicos debería ser el eje de nuestro día día en vez del modelo de negocio".

No cree en el pago por contenidos ni da tregua a los que opinan que la información que se ofrece en Internet es peor que aquella que se imprime. Virginia Pérez Alonso (@virginiapalonso), periodista y directora adjunta de 20minutos.es, cree que el miedo y la crisis actual "bloquean" hoy a los periodistas, pero que los medios de comunicación, poco a poco, están encontrando su camino.Cada vez se olvidan menos de sus lectores aunque, explica, en 20 minutos nunca fue así: "Si hace doce años me dicen que esa gestión de la información que recibíamos a través de los lectores se iba a llamar un día community manager, me hubiera reído". Este viernes recoge el premio iRedes en su categoría individual por, según la organización, "haber comprendido la transformación cultural que se requiere en las redacciones".¿Qué nos pasa a los periodistas? Pasamos la mitad de nuestro tiempo lamentándonos; y la otra mitad, sentando cátedra.Lo de sentar cátedra es histórico, generalmente los periodistas se han creído siempre en posesión de la verdad absoluta. Respecto a lamentarse, creo que hay ciertas razones para hacerlo. El periodismo está en medio de una revolución industrial que ha caído, además, en una de las peores crisis económicas que hemos vivido en los últimos cien años. Hay mucha precariedad, una situación bastante incierta en la mayoría de los medios, un montón de periodistas en paro y mucha indefinición. No sabemos muy bien hacia dónde vamos, así que ese lamento cabe dentro de la lógica. Lo que hay que plantearse es si nos lleva hacia algún sitio, pero me temo que no. Llevamos dándole vueltas a lo mismo desde hace diez años.Igual es que tenemos miedo.Esa es una de las claves: el miedo nos atenaza. Esa incertidumbre es la que lleva a la mayoría de medios a estar rezagados esperando a ver cuál es el movimiento que da la competencia para ver qué capacidad de reacción tenemos. Están bloqueados.Dígame, en tres claves, en qué ha cambiado la manera de informar desde que usted trabaja en '20 minutos', hace más de una década.Es difícil decirlo en tres claves, porque en realidad no ha cambiado tanto. 20 minutos ha sido pionero en múchísimas cosas, pero ahora, y probablemente con más frecuencia que antes, le damos a las informaciones un punto de vista más didáctico. Por otro lado, la comunicación con nuestros usuarios es distinta, porque las redes sociales nos lo han revolucionado todo, aunque nos hemos adaptado muy bien. Y, por último, en lo que afecta más a la web, ha nacido un nuevo género periodístico, el minuto a minuto: contar la información en el mal llamado tiempo real.Siempre miramos hacia fuera: 'BBC', 'Al Jazeera', etc. ¿vamos en España por detrás del resto?Yo creo que no. Tenemos muy buenos periodistas. Lo que pasa es que la información está más globalizada. Es lógico que nos fijemos en medios que realizan una cobertura mundial para ver qué nos están contando. En el caso de Al Jazeera, es normal que acudiéramos a ella cuando ocurrió la primavera árabe, porque tiene sedes en la zona, envió a periodistas e informó de forma exhaustiva. Supongo que cuando aquí tuvimos el 15-M muchos medios de otros páises nos miraron a nosotros.  'The New York Times' ha cambiado su muro de pago. Solo podrán leerse gratis 10 artículos al mes. ¿Acabaremos pagando todos?Estoy segura de que no. Todos estamos intentando encontrar la forma de rentabilizar la información o nuestra manera de ofrecerla. Y hay mucho ensayo-error. Es posible que al NYT le funcione, pero también es posible que no. En 20 minutos nos gusta ser un medio gratuito, creemos que el acceso a la información tiene que ser libre y gratis y, en nuestro caso, no vamos a cobrar por informar. Creo que siempre va a haber información de acceso libre y gratuito y no por ello va a ser de menos calidad que la que sea de pago.Pero el periodismo cuesta dinero.Sí, pero hemos demostrado que se generan ingresos suficientes como para cubrir esos gastos que genera. 20 minutos lo ha demostrado. Y la mayoría de los periódicos de pago, no nos engañemos, se regalan en un montón de sitios. Es un problema de las enormes estructuras que han acarreado.Y los sueldos son más bajos en Internet.No es verdad, no estoy de acuerdo. Al menos en nuestro caso los periodistas web no cobran menos que los de papel. Durante unos años en otras empresas sí que ha sido así, pero creo que hoy por hoy está bastante equiparado. Esto es un problema del modelo industrial, es como si estuviéramos hablando de los astilleros o del carbón. Hacer un periódico en papel cuesta muchísimo y si además tienes que sostener una redaccíón de 400 o 500 personas, los costes se te disparan.¿Solución?Cada cual tendrá que encontrar su público objetivo o su área de información en la que sea un experto o en la que consiga alcanzar la excelencia. Cuando veo las redes de corresponsales de los grandes periódicos en España me pregunto si eso es necesario. A mi me encantaría tener corresponsales, pero cuando las nuevas generaciones que empiecen a leer medios quieran saber algo de Argentina, probablemente se irán a un medio argentino, no creo que vayan a leer la información que les está contando el corresponsal en Argentina de un medio de aquí. Los medios en nuestro país se han ido definiendo cada vez más en el último año y, obviamente, en el momento en el que reduces el volumen de información que estás produciendo, mengua la estructura. El coste industrial de hacer un diario en papel seguirá siendo elevadísimo ahora, mañana y pasado. Este debate lleva vivo desde hace un montón de años y la crisis va a acelerar ese final del que todo el mundo habla.¿Y cómo se le explica eso, por ejemplo, a una persona que espera que alguien cubra de nuevo el hueco de 'Público'?Estamos en un momento de cambio. Hay una generación o dos que todavía están acostumbradas a ir al kiosco y en algunos sectores todavía se tiene la percepción de que la información en web no es de la misma calidad, aunque creo que cada vez ocurre menos. Los jóvenes entre 20 y 30 años no van a necesitar un periódico en papel, porque la información en Internet va a estar absolutamente atomizada. Lo que realmente tenemos que entender desde los medios es que la gente ya no se va a informar solo a través de nosotros. Tenemos que saber llegar a los sitios a los que las personas van a ir a buscar esa información: las redes sociales, ciertos blogs, etc. ¿Qué le aportan las redes sociales y que aporta usted?Me gusta mucho Twitter, creo que es una herramienta periodística de primer orden. Y trasteo en el resto para ver qué se cuece, cómo funcionan, qué nos pueden aportar y qué podemos aportar nosotros; pero reconozco que Facebook no me engancha y que a Google Plus todavía no le he encontrado la esencia. Twitter me aporta inmediatez, información, contacto con fuentes y con personas dentro del sector, algunas de las cuales termino conociendo. ¿Qué aporto yo? Mis valoraciones, que a alguien le interesarán. Lo veo como un medio para opinar o dar puntos de vista que en mi medio no quiero que se reflejen de esa manera. Creo que aporto frescura, porque mezclo lo personal con lo profesional.Hay medios que se han puesto muy estrictos con eso y vigilan a sus redactores.No estoy de acuerdo con eso. Creo que la libertad y la independencia son la base del buen funcionamiento de una empresa periodística y, en general, en todas las facetas de la vida. Ponerle puertas al campo es un error, lo que tiene que primar es el sentido común. Te puedes encontrar con gente que mete la pata, claro, pero habrá que explicarles que eso no se hace así. Pensar de entrada que las redes sociales va a suponer un perjuicio para tu medio si se usan de una determinada manera es un error, aunque es lógico que haya recelos. Las redes son el equivalente al bar: hablas con quien te encuentras y te apetece, solo que tiene una repercusión mayor, y con ese cuidado hay que usarlas.¿El futuro de las redes sociales pasa por lo audiovisual? A mi lo de la bola de cristal se me da un poco mal. La clave estará en la capacidad de adaptación que tengamos todos para ir absorbiendo lo que ocurre a nuestro alrededor, y eso no solo está pasando en la calle, está pasando en Internet, la otra calle. Cuando venga lo veremos.Esta semana verá la luz el anteproyecto de ley de Transparencia, ¿nos lo podemos creer ya?Hasta que no lo vea no lo creeré. Estoy deseando ver qué es lo que va a contener esta ley y en qué se va a parecer a otras. Es un paso importante, así que vamos a leerla e intentar entenderla y aprovecharla al máximo. Ya llegará el tiempo para las críticas.¿Deberíamos los periodistas volver a ser un incordio para los políticos y las instituciones? ¿Nos hemos relajado?Todo se ha pervertido un poco, está desvirtuado. Se ha perdido de alguna forma la esencia del periodismo, que debe ser un servicio público y una herramienta de control al poder. Pero es que cuando tienes medios de comunicación que están al servicio de unos u otros poderes, termina pasando lo que estamos viendo. No es un patrimonio exclusivo de España, aunque aquí nos parece muy sangrante, y más viviendo en Madrid. Ese control de los poderes públicos debería ser el eje de nuestro día día en vez del modelo de negocio. Es algo similar a lo que cuenta Naomi Klein en La doctrina del shock. Van creciendo árboles a nuestro alrededor que al final nos impiden centrarnos. Pero no crecen espontáneamente, nos los van poniendo. El cambio debe partir de un ejercicio individual.Huelga el 29-M, primer aniversario del 15-M.. esta primavera podríamos revivir lo que ocurrió el año pasado, ¿estarán, esta vez sí, los medios a la altura?Lo del año pasado fue una lección y todos los medios están ahora mucho más alerta. Además, el clima económico es casi más complejo. Pero no estoy tan segura de si la repercusión, a nivel de movimiento, va a ser la misma. En 2011 fue espontáneo y pilló a todo el mundo por sorpresa, sobre todo en un país como España, en el que hay tan poca tradición de movilizaciones a lo grande. Esa pérdida de espontaneidad le va a quitar un poco de prestancia.¿Le ha puesto alguna vez un lector en su sitio?Sí, muchas veces (risas). Y yo encantada. Una de las cosas que nos da Internet ahora es que nos pone cara a cara frente a los lectores. A nadie le gusta que le estén diciendo lo que hace mal, pero es que hacemos cosas mal, incluidos yo misma y mi medio, aunque nos esforzamos por lo contrario. Me preocuparía tener lectores que no nos dijeran nada. Lo sano y responsable es reconocer inmediatamente que te has equivocado, rectificar y hacerlo público. ¿Nos olvidamos de los lectores a veces? ¿o cada vez menos?Cada vez menos. Si hablamos de 20 minutos nunca nos hemos olvidado. Y además tenemos una cierta capacidad de autocorrección. Puede haber un momento en el que nos relajemos, pero enseguida hay alguien que retoma el rumbo. Creo que en el resto de medios cada vez están más pendientes de sus lectores, pero no es una cosa fácil y no puede ser una moda, porque se nota. Nosotros nos llamamos el medio social, aunque lo éramos ya hace doce años en papel. Si a mi entonces me dicen que esa gestión de la información que recibíamos a través de los lectores se iba a llamar un día community manager, me hubiera reído.¿En qué consiste el giro que va a dar '20 minutos' en papel?Está repensando su modelo, que entiendo que es la obligación de cualquier medio que ahora mismo tenga una edición impresa. La idea es lanzarlo en unos meses. Probablemente no cuente las noticias de ayer, que todo el mundo ha visto en la televisión, oído en la radio o leído en Internet. Tendrá temas de análisis y una estructura bastante diferente que va a sorprender, pero no puedo dar muchos más detalles ni soy la persona más apropiada. Hay un equipo trabajando en ello.¿Qué debe caracterizar a un periodista que trabaje ahora mismo en cualquier redacción web del mundo?Primero, que sea periodista. Y con eso me refiero a que los valores periodísticos no se pueden perder nunca. Con esa base, creo que son fundamentales la curiosidad y la inquietud; ahora más que nunca, porque no solo tenemos que estar alerta de lo que pasa en la calle, sino en nuestra propia profesión. Hablo de la tecnología, de las herramientas. El que no tiene curiosidad por lo que se está cociendo va a estar muy perdido.

21-03-2012 | europapress.es
El Barcelona ha lanzado una nueva aplicación de Facebook con la que quiere interactuar de forma más eficaz con los 28 millones de seguidores de todo el mundo que tiene en la red social.
21-03-2012 | europapress.es
Con motivo de la promoción de su nuevo disco, Madonna hará un chat en directo con sus fans a través de Facebook y moderado por Jimmy Fallon.
20-03-2012 | europapress.es
Un nuevo estudio ha encontrado la relación entre el número de amigos de un usuario en Facebook y el denominado "narcisismo agresivo". Este estudio asegura que el número de amigos en Facebook o en otras redes sociales puede establecer el grado de narcisismo y el tipo de personalidad de cada usuario.
20-03-2012 | europapress.es
Facebook pagará una comisión de sólo un 1,1 por ciento a los bancos colocadores de su Oferta Pública Inicial (OPI), dijo este lunes una fuente con conocimiento de los planes de la compañía.
20-03-2012 | 20minutos.es
"Hemos exprimido las redes hasta llegar a su pura esencia, el contacto con los usuarios"

Mirentxu Mariño 20m

  • El periodista Álvaro Peláez es el responsable de comunicación, marca y medios sociales de la Fundación del Español Urgente (Fundéu), premio iRedes 2012.
  • El leguaje interesa "a todo el mundo" explica, "todos llevamos dentro un seleccionador de fútbol, un presidente del Gobierno y un académico de la lengua".
  • La Fundéu ofrece recomendaciones y resuelve dudas lingüísticas a través de Twitter, Facebook, Google Plus y ahora también con vídeos, en YouTube.
  • Blog '140 y Más': Cuenta atrás para el congreso iRedes.

El lenguaje nos interesa. Y en Internet, mucho más. La Fundéu BBVA ha recogido como nadie este guante y siempre tiene una respuesta preparada para nuestras dudas urgentes sobre el idioma, al otro lado del teléfono, del correo electrónico o en Twitter y Facebook. Sobre el nombre del presidente de Afganistán o la forma de nombrar al iPhone junto al iPad. Siempre pegada a la actualidad.Asesorada por la RAE y promovida por la Agencia EFE, esta institución sin ánimo de lucro vela por el buen uso de la lengua en los medios de comunicación y en la sociedad. Y nunca cierra.Su labor acaba de ser reconocida con uno de los premios iRedes, que se entregan esta semana en el II Congreso Iberoamericano de Redes Sociales. Álvaro Peláez, responsable de comunicación, marca y medios sociales de la fundación, es una de las personas que responden cuando preguntamos. Recibe entre 50 y 100 consultas al día. Ahora, nos cuenta, la fundación recomienda hasta en YouTube.¿Si le pregunto ahora una duda lingüística me la resuelve?Sí, claro, soy filólogo y periodista, estoy pervertido por las dos partes (risas).¿Cuál es el público de la Fundéu?Siempre fueron y serán los periodistas. Trabajamos por el buen uso del español en los medios de comunicación, teniendo en cuenta la importancia que tiene todo lo que escribe un periodista para la sociedad y que mucha gente lo lee. En este sentido, existe una responsabilidad a la hora de expresar las cosas correctamente, unida a la búsqueda de buenas fuentes o la claridad. Por eso, intentamos que todas nuestras recomendaciones estén ligadas a la actualidad informativa.¿Por ejemplo?Conmemoramos el bicentenario de la Constitución de 1812 y sacamos una nota sobre como se escribe la Pepa. O empieza el mundial de Fórmula 1 y hablamos de términos relacionados con este deporte.Y después está la consultoría.Sí, también ofrecemos un servicio de consultoría lingüística. Esto tiene su origen en el Departamento del Español Urgente de la Agencia EFE, al que los periodistas llamaban cuando no sabían cómo escribir algo. Después se amplió y se convirtió en fundación. Es un servicio público, gratuito y del que puede beneficiarse cualquiera; y es con él cuando la Fundéu empieza a sonar en el día a día de algunas personas. Además, tenemos presencia en revistas y en periódicos, que publican nuestras recomendaciones. No siempre nos llaman profesionales, las dudas pueden surgir en una conversación entre amigos e incluso hay gente que se apuesta cenas y nos llama después para que le digamos cómo se dice o se escribe una palabra.Además están en las redes sociales.Antes o después lo teníamos que hacer, porque cada vez hay más gente que las usa. Presentamos un proyecto y empezamos a funcionar en septiembre de 2010, comenzamos con Twitter y al mes teníamos página en Facebook. Pero no hacemos nada distinto a lo que hacíamos antes: por un lado distribuimos nuestras informaciones lingüísticas y por otro funcionamos como ese servicio de consultoría. Pero es verdad que las redes son la horma de nuestro zapato, por su brevedad, concisión y rapidez, que es lo que quiere la gente.¿Cómo las usan?Hemos detectado lo que gusta a la gente y así podemos conectar con ella. Las redes sociales sirven para tener reciprocidad y para nutrirse mucho de lo que hay en ellas; desde que las usamos hemos cambiado hasta nuestra forma de redactar. Siempre que vamos a realizar una acción preguntamos la opinión de los que nos siguen y les pedimos colaboración. Hemos exprimido las redes hasta llegar a su pura esencia, que es el contacto con los usuarios. Se han fidelizado muchísimos y han aparecido otros. En Twitter tenemos cerca de 100.000 seguidores.¿Lo que dice la Fundéu va a misa?Nosotros no hacemos norma, es algo que a veces se malinterpreta. Somos un servicio que recomienda lo que otros dicen que es norma o explicamos cómo se está empleando un término o cómo se construye una expresión concreta. Nunca vamos a decir que una cosa es correcta o incorrecta, sino que nos basamos en lo publicado sobre un tema o en las reglas de formación de palabras en español. Por eso podemos decir, por ejemplo, que tuit se puede hispanizar así porque ya se ha hecho antes con otras palabras.¿Hay una necesidad real de una guía lingüística en Internet?La gente escribe mucho más que antes, pero no es que lo haga peor, es que ahora eso que escribe es público, por eso quiere hacerlo bien. Es verdad que hay términos nuevos, muchos derivados de otras lenguas como el inglés que antes nunca incluiríamos en una frase, como iPad. Y sobre ellos surgen bastantes dudas. Pero Internet también tiene unas características determinadas: hay que escribir para los usuarios y al mismo tiempo intentando hacer SEO. Por eso, junto a Mario Tascón, estamos trabajando en el Manual de Estilo para Internet y los nuevos medios. Así atendemos a los asuntos del lenguaje digital.Y diversifican: la Wikilengua, los emoticonos, etc.La Wikilengua fue nuestra primera niña. Nació atendiendo a la demanda del momento, la Wikipedia, con la idea de que fuera algo colaborativo, relacionado con la lengua y que contara con la participación de los usuarios. Estamos en el millón de visitas.Entonces hay demanda, el lenguaje sí nos interesa.A todo el mundo. Todos llevamos dentro un seleccionador de fútbol, un presidente del Gobierno y un académico de la lengua (risas). Nos gusta opinar, acabamos de verlo con los informes sobre el sexismo en el lenguaje o cuando se publican los cambios en la ortografía. Lo vemos como algo muy propio.¿Cuántas consultas diarias reciben?Medio centenar al día, aproximadamente, aunque si un día damos una recomendación un poco más dudosa podemos recibir entre 50 y 100. A Twitter nos llegan más, pero Facebook se presta a dar más explicaciones y a generar más debates.¿En qué otras redes se mueve Fundéu?En Google Plus publicamos, pero ahí no pregunta nadie. Es un asunto de esta red social, de cómo está funcionando, pero los cambios siempre vienen despacio. Mira Pinterest. Somos conscientes de que tenemos que estar donde está la gente y aprovechar los canales y las plataformas que tenemos a nuestra disposición. Acabamos de lanzar un proyecto en YouTube. ¿En qué consiste?Son recomendaciones lingüísticas en vídeos de 30 o 40 segundos con grafismos. Y aquí hemos tenido un debate: el español lo hablamos 400 millones de personas, de las cuales solo 40 somos españolas, y nosotros atendemos a todas las variedades del español, como no puede ser de otra forma. Así que nos planteamos cómo locutar los vídeos y al final lo hemos hecho con una versión neutra que nos suena a una mezcla entre colombiano y mexicano. Es una apuesta; a ver cómo se recibe.Esta semana recogen el premio iRedes.Nos hizo mucha ilusión. Es un reconocimiento a una apuesta firme por utilizar los nuevos canales y plataformas de comunicación con buen resultado.¿Qué claves son necesarias para gestionar una identidad digital?Yo siempre creo en el sentido común. Tú no dirías ciertas cosas en determinados foros públicos por las consecuencias, por eso tampoco las dirías en una red social. Lo principal es tener clara tu identidad, quién eres y quién quieres ser, y ver qué se está diciendo de ti, porque tu identidad la construyen también los demás. Hay que tener claros unos objetivos medibles. Pero lo más importante es ser humilde, porque el usuario siempre va a saber más que tú.

670