Noticias de "google"

01-01-1970 | abc.es
Sony fusiona la pantalla con los altavoces en una televisión OLED
Sony ha aprovechado su presencia en CES 2017 para presentar su salto a los televisores OLED, con una nueva gama dentro de la familia Bravia, que llegan con 4K y bajo HDR (Alto Rango Dinámico). La serie XBR-A1E Bravia OLED ofrece unos colores más ricos y vivos y unos niveles de negro «sin precedentes», como explicó la compañía, con contraste dinámico, imágenes nítidas y un amplio ángulo de visión. Esta nueva línea de televisores cuenta con tres modelos distintos, de 55, 65 y 77 pulgadas, con resolución 4K y HDR, un nuevo sistema de sonido desarrollado por Sony, «Acoustic Surface» (que hace que la pantalla sea también el altavoz). También integran el procesador de imagen X1 Extreme, de la compañía. Los tres televisores contarán con Android TV e integran soporte a Chromecast, para ver en ellos los contenidos del móvil o tableta, y acceso a la tienda de aplicaciones de Google así como a servicio de Sony, como PlayStation Vue. También es compatible con Google Home, para un hogar conectado. En cuanto a televisores, Sony también ha presentado los nuevos X940E Series, en este caso LED, también disponibles en tres tamaños (55, 65 y 75 pulgadas), con 4K y HDR. Con Android TV y soporte para Chromecast y Google Home. Hacie el cine en casa Sony ha anunciado la ampliación de su gama de cine en casa con alcance ultracorto gracias a la incorporación del proyector de Home Cinema 4K HDR VPL-VZ1000ES, diseñado para integrarse en el hogar con facilidad. La última innovación en proyectores de fuente de luz láser de Sony es compatible con HDR y resolución 4K nativa. Se puede colocar a tan solo 15 centímetros de la pared, pero aun así preside la sala con una imagen de 254 centímetros medida en diagonal en 16:9. Cuando está apagado, el VPL-VZ1000ES prácticamente desaparece entre la decoración. «Hasta ahora los amantes del cine en casa necesitaban una sala específica para poder ver el contenido proyectado, lo que no siempre resulta ideal, ya que no todos tenemos el lujo de contar con un espacio adicional para colocar una pantalla de tamaño extragrande» explica el responsable de producto de Sony Professional Solutions, Thomas Issa. «Nuestra nueva y revolucionaria generación de proyectores de alcance ultracorto ofrece increíbles imágenes 4K HDR a tan solo unos centímetros de la pared, y estos se difuminan con el diseño de la habitación una vez apagados», añade. Detalle del VPL-VZ1000ESEl VPL-VZ1000ES cuenta con un tamaño aproximado de 925 x 494 x 219 milímetros y un peso de unos de 35 kilogramos, por lo que resulta lo suficientemente pequeño y ligero como para complementar prácticamente cualquier tipo de decoración. Genera 2500 lúmenes de brillo color, es decir, un 25% más de brillo que el proyector LSPX-W1S Life Space UX. Asimismo, la precisión del brillo y el color se mantienen durante más tiempo, de modo que se reduce la molestia de sustituir las lámparas con frecuencia. El formato del VPL-VZ1000ES ofrece todo un nuevo conjunto de casos de uso. Es el proyector ideal para incorporar pantallas de gran tamaño en espacios reducidos y lugares con techos altos. En las casas y apartamentos modernos con grandes ventanas y espacio de pared limitado, se puede colocar una pantalla desplegable delante de la ventana que permite una visualización perfecta de programas de televisión, películas y deportes. Cuando acabes de utilizarla, levanta la pantalla y vuelve a disfrutar de las vistas. El proyector de Sony ofrece a los consumidores la posibilidad de disfrutar de una pantalla enorme en su salón, con una instalación sencilla y elegante, perfecta para el hogar. Estas prestaciones diferencian al VPL-VZ1000ES de cualquier otra experiencia visual de Home Cinema con proyección de alcance ultracorto que hayan vivido los consumidores anteriormente. El proyector de Home Cinema 4K HDR de alcance ultracorto VPL-VZ1000ES estará disponible a partir de abril de 2017.
01-01-1970 | abc.es
La supertecnología de una hamburguesería de Pekín te aconseja un menú según tus características faciales
Un restaurante en el que el cliente come, verdaderamente, por la cara. Quizá este chiste fácil (y no demasiado bueno) sea la mejor forma de explicar la última y novedosa medida que ha tomado un popular restaurante de Pekín para acertar de lleno con la comida que aconseja a sus comensales. Y es que, el restaurante que la cadena KFC tiene en el barrio financiero de esta región se ha hecho con una tecnología que escanea la cara de los clientes y, de acuerdo a sus características faciales y a los diferentes datos que puede recoger, les sugiere un determinado menú. Una tecnología que sus creadores esperan extender a otro tipo de comercios. El nuevo sistema, establecido a modo experimental, ha comenzado a funcionar esta semana y ha sido desarrollado por el gigante tecnológico local Baidu, conocido en el país por sus servicios de búsqueda en internet. Los factores determinantes «Cuando un cliente entra en el restaurante, el sistema puede, según su cara, adivinar qué edad tiene, si es hombre o mujer, y analizar su carácter: si es abierto, si es tímido.. de esta manera puede recomendar un determinado menú para él», ha explicado el ingeniero de Baidu Qiao Shi. La cadena se muestra reticente a explicar qué menú se corresponde con cada tipo de persona, señalando que depende de muchos factores: en una de las primeras pruebas, a un hombre de 30 años le sugirió uno económico y más bajo en calorías que los habituales en estos restaurantes de comida rápida, con sopa en lugar de hamburguesas. Más tarde, una chica de 20 años a la que definió como «apasionada» le ofreció la posibilidad de un menú mucho más potente, con hamburguesa, alitas de pollo, refresco y hasta un postre, si bien el cliente tiene la última palabra y puede optar por otras opciones. No parece que KFC, la primera cadena de comida rápida que llegó a China, y que en 2017 cumple 30 años en este país, se fije en si los clientes tienen sobrepeso o no a la hora de ofrecerlos uno y otro menú, ya que la inteligencia artificial por ahora no calcula su masa corporal. Un trabajo de años El técnico de Baidu explicó que la compañía lleva varios años desarrollando esta tecnología de inteligencia artificial y que KFC, que desde 2016 es una rama independiente de la firma original estadounidense, es el primer negocio de restauración que ha decidido ponerla al servicio de sus clientes. Según Qiao, este sistema ya es utilizado en bancos y aseguradoras de China, aunque en ese tipo de establecimientos por ahora no con el fin de ofrecer a los clientes determinados productos, sino más bien para confirmar su identidad o para tener estadísticas de sexo, edad y otros parámetros. El buen consejero Sin embargo, según el ingeniero de Baidu, pronto podrá aplicarse como «consejero» de clientes en tiendas de ropa, y en ese sentido la firma está ya en conversaciones con varias marcas y establecimientos de moda con el fin de aplicarla pronto en tiendas de ese tipo. «Se podrá instalar en ellas un sistema similar, en el que según la cara de la gente se recomendarán diferentes prendas de ropa. A veces hay demasiada ropa en esas tiendas, y un cliente no puede seleccionar la adecuada», ha añadido. Otros campos Baidu, el «Google chino», está trabajando en distintos campos de la inteligencia artificial y esta semana ha presentado en el salón tecnológico CES de Las Vegas (EEUU) un asistente digital alternativo a Amazon Alexa, el Siri de Apple o Google Assistant. Según los desarrolladores, este asistente, llamado «Xiaoyu Zaijia» (que se puede traducir como «Pececito») es menos dependiente de la pantalla que los de Amazon o Google, respondiendo a órdenes de voz con una combinación de imágenes, texto y sonido.
01-01-1970 | abc.es
ZTE presenta el primer móvil creado por crowdsourcing
ZTE es una de esas empresas que no deja de crecer, aunque sin hacer demasiado ruido. Con una mentalidad totalmente diferente a la de sus rivales de Huawei, también chinos, la compañía que creó el Axon 7 sigue subiendo peldaños en todo el mundo. Asociada con los principales operadores del planeta para el desarrollo del 5G, ZTE se ha propuesto estar en el grupo de cabeza de las empresas destinadas a dar el siguiente paso hacia las redes súper rápidas, con todo lo que ello implica. Nuevos servicios, nuevas tecnologías, nuevas oportunidades de negocio.. la transformación digital está en marcha, y ZTE no va a ser de los que se queden atrás. Andrew Elliot, vicepresidente de la compañía, explicó cómo, a través de patrocinios, la compañía ha ido dando a conocer su marca en los Estados Unidos. Claro que todo esto, dijo, sería inútil «si no tuviéramos el mejor de los smartphones», refiriéndose, cómo no, al Axon 7, uno de los mejores terminales presentados en 2016 y que se ha posicionado, además, como «Daydream», es decir, apto para aprovechar el nuevo sistema de Realidad Virtual de Google. Pero la cosa no queda ahí. Ahora ZTE ha ido más lejos y ha presentado Hawkeye, el primer terminal nacido de un proyecto de crowdsourcing y en el que han participado 540 usuarios. El smartphone, que es autoadhesivo y cuenta con tecnología de seguimiento ocular, puede adquirirse en la web de Kickstarter a un precio de 199 dólares. De esta forma, la compañía china «le ha dado la vuelta» al modelo tradicional de idear, desarrollar, construir y vender un producto para dejar que sean los propios consumidores los que digan lo que prefieren. «Con el Project CSX, hemos querido experimentar al invertir el proceso típico de I+D para hacer algo completamente diferente dentro de la industria», asegura Jeff Yee, Vicepresidente Senior de Planificación Tecnológica y Alianzas de ZTE en EEUU. «Creemos que el nombre refleja el espíritu y la visión de ZTE, además de seguir situando al consumidor en primer lugar durante todo este proceso, y continuaremos haciéndolo en cada teléfono que desarrollemos». El Proyecto CSX arrancó justo hace un año, durante el CES 2016, cuando ZTE anunció sus planes de desarrollar un smartphone 100% mediante crowdsourcing para lanzar en 2017. En octubre pasado, miles de consumidores de 176 países apostaron por este concepto ganador, el de un dispositivo que tuviera como objetivo el ofrecer una experiencia de usuario más sencilla e intuitiva, con seguimiento ocular y con laparte posterior autoadhesiva.
01-01-1970 | abc.es
El triunfo silencioso de Alexa
Amazon es conocido por ser un distribuidor y gigante del comercio electrónico. En los últimos tiempos ha emprendido varios proyectos ambiciosos que permiten perfilar el futuro gracias a las nuevas tecnologías. En la última edición de la feria CES 2017, la firma americana ha logrado, de manera silenciosa, convertirse en una de las grandes triunfadoras. Y lo ha conseguido gracias a Alexa, su asistente virtual para dispositivos conectados que bien podríamos decir que ejerce de su propio sistema operativo gracias a sus altas prestaciones. Este software, sin estar al nivel de otras propuestas como Assistant de Google o Siri de Apple, se ha metido de forma discreta en numerosos aparatos, que van desde neveras de Whirpool, algunos teléfonos de Huawei, altavoces inteligentes como el recién presentado por Lenovo, el elenco de robots de LG o servicios para coches inteligentes de marcas como Ford. Casi sin comerlo ni beberlo. Ahora el reto es estar en todas partes de los dispositivos de «Internet de las Cosas». Un movimiento estratégico que puede agitar el mercado de los asistentes y la inteligencia artificial en los próximos meses. ¿Hará reaccionar a Google o Apple? Con capacidad de ejecutar más de seis mil instrucciones (por ahora solo entiende el inglés y el alemán), la integración de Alexa es importante porque demuestra una estrategia transversal y abierta que actúa, salvando la distancia, como Android en el entorno móvil. Una plataforma controlada por Google pero que alimenta a infinidad de terminales. Ese es el camino que ha trazado Amazon en el campo de la computación doméstica. También dentro del habitáculo del coche, el nuevo espacio de actuación del ser humano. La integración con Alexa, la más amplia hasta la fecha en un vehículo, permite en este ámbito reproducir audiolibros, realizar pedidos, buscar e introducir ubicaciones locales en el sistema de navegación «in-car». Y mucho más. Desde casa, los propietarios de vehículos eléctricos (en esta primera fase modelos de Ford) podrán encender o detener el motor, abrir y cerrar puertas y obtener información del vehículo mediante comandos de voz. A partir de este verano, los conductores de vehículos con sistema de conexión SYNC 3 podrán pedirle a Alexa desde que lea partes meteorológicos, reproduzca música, añada objetos a listas de compra. El mayordomo digital. Por ejemplo, podrías pedirle a Alexa que añada leche o pilas a tu lista de la compra sin la necesidad de apuntarlo con un bolígrafo. LG ha querido sumarse a la causa mediante sus propios robots inteligentes pensados para uso doméstico. Uno de los más llamativos ha sido el Hub Robot, que «habla» con otros dispositivos inteligentes en el hogar utilizando Alexa para completar tareas domésticas, tales como encender el aire acondicionado o cambiar un ciclo de lavado con simples órdenes por voz. El droide está equipado con una pantalla interactiva que puede mostrar una amplia variedad de información, desde imágenes del contenido del frigorífico hasta instrucciones de audio para preparar recetas paso a paso. Además, realiza otras tareas cotidianas como reproducir música, crear alertas y recordatorios y proporcionar datos actualizados sobre el tiempo y el tráfico.
01-01-1970 | abc.es
Este año cerca de 20.000 nuevos dispositivos, servicios y «apps» han competido por llamar la atención de los miles de profesionales que han acudido a la 50 edición de CES Las Vegas. Sin embargo, un jurado especializado en tecnología ha galardonado a los 30 productos más innovadores. CTA, la patronal TIC de Estados Unidos, ha otorgado los premios «CES Best Innovations» a los productos más rompedores en 28 categorías diferentes. El jurado ha valorado aspectos como el diseño, la innovación, así como la capacidad para romper barreras tecnológicas y mejorar la calidad de vida de las personas. Tecnología accesible Las empresas están apostando de una forma decidida por la tecnología accesible y CES es un ejemplo de ello. Entre los productos premiados se encuentra, por ejemplo, Aipoly Vision, una herramienta que mediante la inteligencia artificial y la cámara del teléfono móvil permite reconocer miles de elementos a tiempo real para ayudar a las personas invidentes a explorar lo que les rodea. En este apartado, también destaca ReSound ENZO2, un audífono inteligente para usuarios con cierto grado de sordera que ofrece un sonido rico y equilibrado, así como conectividad a Internet y herramientas personalizadas desde un iPhone; y Tobii Dynavox PCEye Mini, que permite a los usuarios controlar el ordenador o una «tablet» solo con el movimiento de sus ojos. Hacia el hogar conectado Los hogares conectados son ya una realidad, pero los productos presentados en CES nos llevan un paso más allá. Sleep Number 360 smart bed es la cama del futuro, según el jurado de los CES Best Innovations, que explica que incorpora un algoritmo (basado en la tecnología de SleppIQ) y «machine learning» que le permite ajustarse automáticamente durante la noche para optimizar la experiencia de sueño del usuario. En una casa inteligente lo importante es tener todo a golpe de pulgar. Eso es lo que consigue el Smart Remote de Sevenhugs, un mando de control remoto con un sistema muy intuitivo que te permite modificar todos los parámetros de tu hogar conectado desde un único dispositivo. También ha sido premiada la pequeña impresora Nemonic, de la compañía Mangoslab. La música juega un papel fundamental en el hogar del futuro y los altavoces que levitan, como Mars (patentado por Crazybaby), van a encajar a la perfección. Este subwoofer cuenta con sonido estereo 360 grados, permitiendo conectar varios a la vez para crear una sensación única de sonido envolvente. Los premios en la categoría «Smart Home» los completa Cubit, una herramienta capaz de resolver problemas y librarnos de mediciones complejas en nuestros proyectos caseros de bricolaje, guiándonos paso a paso. Vehículos inteligentes Este año ha sido premiado como productos estrella el sensor S3 de Quanergy Systems, el primer sensor de estado sólido utilizado para la percepción asistida por ordenador para coches autónomos. Este sensor LiDAR compacto puede detectar, clasificar y rastrear objetos, de manera que el ordenador pueda ayudar al conductor a evitar accidentes o asumir la tarea de conducción de una manera segura. Otro de los productos mejor valorados por el jurado es el Integrated Connectivity Cluster (ICC) de Bosch, un sistema de información y comunicación «todo en uno» para motocicletas, que lleva la tecnología conectada a las dos ruedas. Mucho «gadget» La tecnología de gran consumo no puede faltar en esta feria internacional. Uno de los grandes triunfadores del año, que vuelve a ser premiado ahora en CES, es el portátil HP Spectre 13, uno de los 'notebooks' más finos, que sorprende por su «gran potencia y la duración de la batería», según destaca el jurado. Tampoco podía faltar en este podio tecnológico el Yoga Book de Lenovo, un «2 en 1» que ha logrado revolucionar este segmento y llamar la atención tanto de profesionales como de usuarios. Los originales Moto Mods de Motorola han sido premiados en la categoría «Wireless Handset Accessories» por ayudar a «transformar la experiencia móvil». La capacidad de convertir el 'smartphone' en un proyector, en un equipo de sonido o en una cámara con zoom con solo cambiar una carcasa ha cautivado a muchos. Este apartado lo completa Lenovo Phab 2 Pro, el primer «smartphone» del mundo que incluye Tango: una nueva tecnología de Google que incorpora la realidad aumentada en juegos y otras utilidades. No se olvidan de los «wearables» Los «wearables» no pasan de moda y cada vez llegan a más sectores --no solo al ámbito deportivo-. Es el caso de uBolt, un innovador brazalete desarrollado en Francia que permite combinar reconocimiento biométrico (mediante huellas dactilares, por ejemplo) y grabaciones de voz para verificar la identidad del usuario. Tampoco podían faltar los cascos inalámbricos, entre los que ha resultado premiado los primeros cascos para audios en 3D OSSIC X por su calidad de sonido. Los animales también se suman a la moda de los «wearables». Aquí destaca LINK AKC Smart Dog Collar, un dispositivo que no solo localiza y registra la actividad del perro, sino que está diseñado para fortalecer su vínculo con su dueño. Además, controla sus constantes vitales para avisar en el caso de que detecte algún problema de salud. Imagen y sonido Si hablamos de imagen y sonido hay que prestar especial atención a Obsidian 3D Panoramic Camera, de KanDao Technology, una cámara que nace para producir los contenidos en realidad virtual más exquisitos de una forma económica. A estas imágenes les acompañará el mejor audio posible, que podremos reproducir en la torre de sonido Paradigm Persona 9H -desarrollado en Canadá- o en el potente altavoz SVS SB16-Ultra Subwoofer, que contolaremos desde el móvil. Otra buena opción para nuestros contenidos audiovisuales es el proyector XGIMI Z4 Aurora Screenless TV, que transforma cualquier superficie en una pantalla de 300 pulgadas con «un brillo y una claridad sin precedentes» Drones y realidad virtual Hay drones de todos los tamaños, colores y precios.. pero ¿drones de papel? Esa es la propuesta de Powerup Toys con su Paper Airplane VR Drone, que anima a los usuarios a crear su propio drone y experimentar el vuelo como si estuvieran sentados en la cabina, llegando incluso a controlar el drone con los movimientos de la cabeza. Las impresoras en 3D son también una constante en este tipo de ferias tecnológicas. En el caso de CES, Robo R2 High-Performance Smart 3D Printer destaca sobre las demás, permitiendo un uso sencillo desde el móvil. Por su parte, la realidad virtual está representada en este 'Hall' de la fama por Tilt Brush, de Google, que acerca esta tecnología a todo tipo de públicos de una forma intuitiva. Para «gamers» Los eSports mueven millones de dólares al año y, como no podía ser de otra forma, las empresas tecnológicas se esfuerzan para llevarse una parte importante del pastel. El Predator Z301CT de Acer, el primer monitor curvo 21:9 del mundo con función eye-tracking, es un buen ejemplo de tecnología aplicada al mundo «gaming». En la categoría específica de «Gaming» ha sido premiado el ratón Swiftpoint Z, desarrollado especialmente para los jugadores de deportes electrónicos, con multitud de botones adaptables al gusto del 'gamer' y con una interacción con el ordenador «rápida, precisa y muy intuituva».
01-01-1970 | abc.es
El triunfo silencioso de Alexa, el 'Siri' de Amazon
Amazon es conocido por ser un distribuidor y gigante del comercio electrónico. En los últimos tiempos ha emprendido varios proyectos ambiciosos que permiten perfilar el futuro gracias a las nuevas tecnologías. En la última edición de la feria CES 2017, la firma americana ha logrado, de manera silenciosa, convertirse en una de las grandes triunfadoras. Y lo ha conseguido gracias a Alexa, su asistente virtual para dispositivos conectados que bien podríamos decir que ejerce de su propio sistema operativo gracias a sus altas prestaciones. Este software, sin estar al nivel de otras propuestas como Assistant de Google o Siri de Apple, se ha metido de forma discreta en numerosos aparatos, que van desde neveras de Whirpool, algunos teléfonos de Huawei, altavoces inteligentes como el recién presentado por Lenovo, el elenco de robots de LG o servicios para coches inteligentes de marcas como Ford. Casi sin comerlo ni beberlo. Ahora el reto es estar en todas partes de los dispositivos de «Internet de las Cosas». Un movimiento estratégico que puede agitar el mercado de los asistentes y la inteligencia artificial en los próximos meses. ¿Hará reaccionar a Google o Apple? Con capacidad de ejecutar más de seis mil instrucciones (por ahora solo entiende el inglés y el alemán), la integración de Alexa es importante porque demuestra una estrategia transversal y abierta que actúa, salvando la distancia, como Android en el entorno móvil. Una plataforma controlada por Google pero que alimenta a infinidad de terminales. Ese es el camino que ha trazado Amazon en el campo de la computación doméstica. También dentro del habitáculo del coche, el nuevo espacio de actuación del ser humano. La integración con Alexa, la más amplia hasta la fecha en un vehículo, permite en este ámbito reproducir audiolibros, realizar pedidos, buscar e introducir ubicaciones locales en el sistema de navegación «in-car». Y mucho más. Desde casa, los propietarios de vehículos eléctricos (en esta primera fase modelos de Ford) podrán encender o detener el motor, abrir y cerrar puertas y obtener información del vehículo mediante comandos de voz. A partir de este verano, los conductores de vehículos con sistema de conexión SYNC 3 podrán pedirle a Alexa desde que lea partes meteorológicos, reproduzca música, añada objetos a listas de compra. El mayordomo digital. Por ejemplo, podrías pedirle a Alexa que añada leche o pilas a tu lista de la compra sin la necesidad de apuntarlo con un bolígrafo. LG ha querido sumarse a la causa mediante sus propios robots inteligentes pensados para uso doméstico. Uno de los más llamativos ha sido el Hub Robot, que «habla» con otros dispositivos inteligentes en el hogar utilizando Alexa para completar tareas domésticas, tales como encender el aire acondicionado o cambiar un ciclo de lavado con simples órdenes por voz. El droide está equipado con una pantalla interactiva que puede mostrar una amplia variedad de información, desde imágenes del contenido del frigorífico hasta instrucciones de audio para preparar recetas paso a paso. Además, realiza otras tareas cotidianas como reproducir música, crear alertas y recordatorios y proporcionar datos actualizados sobre el tiempo y el tráfico.
01-01-1970 | abc.es
El CES abre la puerta a la inteligencia artificial
Si algo ha quedado claro en esta edición del CES de Las vegas es que, más allá de cualquier dispositivo concreto, hay una serie de tecnologías que han llegado para quedarse. Y si alguien piensa que la realidad virtual móvil, el coche conectado o los robots domésticos son cosas que llegaran algún día, pero que no nos afectan en la actualidad, se equivoca de medio a medio. De hecho, todo está preparado ya para el despliegue, en los próximos cuatro años, de las redes 5G, mucho más veloces que las actuales y que permitirán desde la emisión y recepción de video HD en tiempo real a la conexión simultánea a Internet de miles de millones de dispositivos electrónicos (no sólo smartphones) en todo el mundo. «El ritmo de avance de la tecnología se está acelerando más que nunca -afirmó Brian Krzanich, CEO de Intel, durante su presentación en el CES-. La ley de Moore es el centro de esta aceleración. La tecnología se está extendiendo más allá de la electrónica de consumo, definiendo casi todos los aspectos de nuestras vidas y transformando las industrias». Estamos ya, de hecho, a las puertas de una realidad hiperconectada en la que las cosas hablan con otras cosas sin que nosotros tengamos siquiera que intervenir. Y todas ellas juntas producirán un auténtico océano de datos circulando por todas partes y cuyo uso promete hacernos la vida más sencilla en un enorme número de aspectos. Para navegar a través de esos datos y llevar a cabo nuestras tareas diarias, tendremos asistentes virtuales en forma de móviles o coches inteligentes, o incluso de pequeños robots domésticos a los que podremos dirigirnos hablando normalmente. Y los primeros de ellos ya están aquí. Los robots llegan al hogar Podríamos decir, sin miedo a equivocarnos, que este 2017 será el año de la llegada de los primeros robots a nuestras casas. Numerosas empresas, en efecto, han mostrado sus modelos y empezarán a venderlos de inmediato en todo el mundo. Desde organizar la casa a ayudarnos con el cuidado de los niños, estos robots son mucho más que simples juguetes. Y están dotados, además, de Inteligencia artificial. La empresa Bosch, por ejemplo, presentó en sociedad a su robot doméstico Kuri, un pequeño androide de 50 cm. de altura, capaz de hablar y de ver a través de una cámara y equipado con una auténtica batería de sensores que le permiten moverse libremente por la casa y llevar a cabo sus tareas. Kuri reconoce individualmente a cada miembro de la familia y puede decirnos, por ejemplo, cual de ellos va a llegar tarde por culpa del tráfico. También puede entretener a los niños, poner música o grabar videos de nuestra mascota mientras no estamos en casa y ponerlos cuando lleguemos. LG, por su parte, mostró a su Hub Robot, pensado para ser el centro desde el que podremos controlar cualquier aspecto de nuestra casa inteligente. Este robot de aspecto simpático no se desplaza, así que tendremos que elegir un buen sitio para colocarlo. También es capaz de reconocer y distinguir entre cada miembro de la familia y puede controlar todos los dispositivos de la casa. Equipado con la interfaz verbal Alexandra, de Amazon, Hub Robot puede comunicarse con nosotros hablando, e incluso haciendo gestos o asintiendo con la cabeza. Podemos pedirle que compruebe el tiempo, el trafico, que ponga música, que baje las luces o que suba un poco la temperatura de la habitación. O incluso que nos recuerde algo en un momento concreto. LG presentó también una serie de mini robots que, desplegados en otras habitaciones de la casa, amplían el rango de acción de Hub Robot. La firma coreana, además, enseño prototipos de otros dos modelos de robots. El primero, preparado para llevar a cabo de forma autónoma las principales tareas de mantenimiento de un jardín. El segundo, especializado en ayudar a viajeros despistados en el interior de hoteles y aeropuertos, dándoles en cada momento la información o la orientación que necesitan. Algunas empresas, como Ubtech Robotics, optaron por robots de forma humanoide, como Lynxs, capaz de imitar los movimientos que hacemos y de mantener una conversación fluida gracias al sistema Alexa. Lynx puede organizarnos la agenda, controlar la seguridad de nuestro hogar, hacer llamadas, poner música, leer cuentos a los niños o noticias de cualquier periódico o incluso, si queremos, dar clases de yoga y enseñarnos métodos de relajación. El robot de Panasonic, por el contrario, tiene forma de huevo y está diseñado para estar en un lugar fijo y servir de ayuda a cualquier miembro de la familia. Más complejo es Olly, desarrollado por Emotech y que es capaz, incluso, de desarrollar una personalidad propia a medida que interactúa con los humanos. Se recrudece la guerra de los televisores A estas alturas, está más que claro que el televisor ya no es lo que era hasta hace apenas unos años. Las pantallas han crecido y los dispositivos han adelgazado hasta límites increíbles, al mismo tiempo que la calidad de las imágenes aumentaba. Pero en esta edición del CES ha quedado claro que, en la batalla entre las pantallas OLED y LED no hay, ni habrá, cuartel. Creadora y principal representante de los televisores con pantalla de matriz orgánica (OLED), LG ha vuelto a dejar a todo el mundo con la boca abierta al presentar su nueva OLED TV W7, con un grosor de apenas 2,57 milímetros.. si, han entendido bien, tres veces más fina que un teléfono móvil y apenas un poquito más gruesa que una tarjeta de crédito.. Este televisor está pensado para ir directamente pegado a la pared, de la que apenas sobresale. El televisor cuenta con un soporte magnético de fácil instalación que permite colocarlo en pocos minutos y de forma segura. Habrá versiones de 65 y 75 pulgadas. Toda una sorpresa fue la presentación del primer televisor OLED de Sony, el Bravia A1E, casi tan fino como el de LG pero que se puede colocar de forma tradicional y no pegado a la pared. Con una imagen excepcional en 4K, el televisor destaca también porque toda la pantalla actúa como altavoz, vibrando de forma imperceptible como si fuera la membrana de un «speaker» convencional. El resultado es un sonido realmente espectacular. Samsung, por su parte, le ha dado una vuelta de tuerca a su tecnología Quantum Dot y asegura que sus nuevos QLED TV ofrecen la mejor imagen jamás vista en un televisor. La tecnología desarrollada por el gigante coreano es, en efecto, la única capaz de enfrentarse a la perfección cromática y tratamiento del color negro de las pantallas OLED. Realidad virtual para todos Otra cosa que ha quedado clara en esta edición del CES de Las Vegas es que 2017 será el año de la explosión de la realidad virtual y de la realidad aumentada. Los videos ya no son experiencias pasivas que se proyectan en pantallas planas y que vemos en nuestro salón o en la palma de la mano, sino algo vivo, que contemplamos en 3D, algo con lo que podemos interactuar y que cambiará por completo nuestras vidas, desde el trabajo al entretenimiento. 2017 verá cómo los teléfonos móviles, nuestra pieza tecnológica más versátil, se adaptan a esta nueva realidad y se hacen compatibles con los nuevos sistemas de realidad virtual, como el Daydream de Google. La realidad aumentada, colocar elementos virtuales sobre escenarios reales, brinda también toda una serie de oportunidades que la industria está deseando aprovechar. Ahí tenemos, por ejemplo, una de las razones por las que se está poniendo de moda la doble cámara trasera en los smartphones. El primer fabricante en hacerlo fue Huawei, con su exitoso P9. Ahora, el Mate 9 estrena la segunda versión de esta doble cámara y su último lanzamiento en CES, el Honor 6X, demuestra que ese lujo no tiene por qué estar solo al alcance de los terminales de gama alta. Los coches, el tercer espacio habitable Pasamos la mayor parte del tiempo en casa, en el trabajo.. y en el coche, que se ha convertido en el «tercer espacio habitable» de nuestras vidas. Y ahora, con la conducción autónoma a punto de llegar y gracias a la explosión de los servicios de conectividad, ese espacio habitable será más cómodo y atractivo que nunca. Grandes corporaciones como Intel, HP, Amazon, Google o Bosch, entre muchas otras, trabajan sin descanso con las principales marcas de automoción para conseguir que el coche tenga Inteligencia suficiente como para tomar ciertas decisiones importantes sin necesidad de que intervenga el conductor, como adaptar en cada momento la velocidad a las circunstancias externas y teniendo en cuenta la meteorología. Aunque hubo un buen número de presentaciones en este sentido, la palma se la llevó este año el Faraday Future FF 91, considerado como el gran competidor de Tesla. El coche, eléctrico, tiene más de mil caballos de potencia y una autonomía de 610 km. con una sola carga de su batería. Ford, por su parte, cree que sus vehículos autónomos circularán por las carreteras a partir del 2021. Un número creciente de acuerdos entre fabricantes de coches y empresas de tecnología está dando ya los frutos más variados. Así, la asociación de Amazon con Volkswagen hará que, entre otras cosas, los usuarios de esa marca puedan usar la voz para activar muchos de los sistemas del vehículo, incluida la música, o consultar el estado del tráfico, buscar un aparcamiento e, incluso, comunicar con el domicilio para activar los sistemas domóticos y poner la lavadora, encender o apagar luces y controlar la temperatura. Hyundai, por su parte, te permite arrancar el coche desde casa, solo con la voz, gracias al sistema Google Auxiliar. BMW y Audi tendrán pantallas frontales de realidad aumentada con toda la información relevante para la conducción. Sensores biométricos que detectan el estado en que se encuentra el conductor, pantallas holográficas, sistemas de reconocimiento individual para evitar el uso de llaves, controles que se activan solo con mirarlos.. la variedad de propuestas es realmente impresionante. Puede que algunas de ellas no lleguen nunca a hacerse realidad, pero muchas otras están destinadas a implantarse de forma masiva en los próximos años.
01-01-1970 | abc.es
El CES 2017 abre la puerta a la inteligencia artificial y la robótica se asientan como los retos
Si algo ha quedado claro en esta edición del CES de Las vegas es que, más allá de cualquier dispositivo concreto, hay una serie de tecnologías que han llegado para quedarse. Y si alguien piensa que la realidad virtual móvil, el coche conectado o los robots domésticos son cosas que llegaran algún día, pero que no nos afectan en la actualidad, se equivoca de medio a medio. De hecho, todo está preparado ya para el despliegue, en los próximos cuatro años, de las redes 5G , mucho más veloces que las actuales y que permitirán desde la emisión y recepción de video HD en tiempo real a la conexión simultánea a Internet de miles de millones de dispositivos electrónicos (no sólo smartphones) en todo el mundo. «El ritmo de avance de la tecnología se está acelerando más que nunca -afirmó Brian Krzanich, responsable de Intel, durante su presentación en el CES-. La ley de Moore es el centro de esta aceleración. La tecnología se está extendiendo más allá de la electrónica de consumo, definiendo casi todos los aspectos de nuestras vidas y transformando las industrias». Estamos ya, de hecho, a las puertas de una realidad hiperconectada en la que las cosas hablan con otras cosas sin que nosotros tengamos siquiera que intervenir. Y todas ellas juntas producirán un auténtico océano de datos circulando por todas partes y cuyo uso promete hacernos la vida más sencilla en un enorme número de aspectos. Para navegar a través de esos datos y llevar a cabo nuestras tareas diarias, tendremos asistentes virtuales en forma de móviles o coches inteligentes, o incluso de pequeños robots domésticos a los que podremos dirigirnos hablando normalmente. Y los primeros de ellos ya están aquí. Los robots llegan al hogar Podríamos decir, sin miedo a equivocarnos, que este 2017 será el año de la llegada de los primeros robots a nuestras casas. Numerosas empresas, en efecto, han mostrado sus modelos y empezarán a venderlos de inmediato en todo el mundo. Desde organizar la casa a ayudarnos con el cuidado de los niños, estos robots son mucho más que simples juguetes. Y están dotados, además, de Inteligencia artificial. La empresa Bosch, por ejemplo, presentó en sociedad a su robot doméstico Kuri, un pequeño androide de 50 centímetros. de altura, capaz de hablar y de ver a través de una cámara y equipado con una auténtica batería de sensores que le permiten moverse libremente por la casa y llevar a cabo sus tareas. Kuri reconoce individualmente a cada miembro de la familia y puede decirnos, por ejemplo, cual de ellos va a llegar tarde por culpa del tráfico. También puede entretener a los niños, poner música o grabar videos de nuestra mascota mientras no estamos en casa y ponerlos cuando lleguemos. LG, por su parte, mostró a su Hub Robot, pensado para ser el centro desde el que podremos controlar cualquier aspecto de nuestra casa inteligente. Este robot de aspecto simpático no se desplaza, así que tendremos que elegir un buen sitio para colocarlo. También es capaz de reconocer y distinguir entre cada miembro de la familia y puede controlar todos los dispositivos de la casa. Equipado con la interfaz verbal Alexa, de Amazon, Hub Robot puede comunicarse con nosotros hablando, e incluso haciendo gestos o asintiendo con la cabeza. Podemos pedirle que compruebe el tiempo, el trafico, que ponga música, que baje las luces o que suba un poco la temperatura de la habitación. O incluso que nos recuerde algo en un momento concreto. LG presentó también una serie de mini robots que, desplegados en otras habitaciones de la casa, amplían el rango de acción de Hub Robot. La firma coreana, además, enseño prototipos de otros dos modelos de robots. El primero, preparado para llevar a cabo de forma autónoma las principales tareas de mantenimiento de un jardín. El segundo, especializado en ayudar a viajeros despistados en el interior de hoteles y aeropuertos, dándoles en cada momento la información o la orientación que necesitan. Algunas empresas, como Ubtech Robotics, optaron por robots de forma humanoide, como Lynxs, capaz de imitar los movimientos que hacemos y de mantener una conversación fluida gracias al sistema Alexa. Lynx puede organizarnos la agenda, controlar la seguridad de nuestro hogar, hacer llamadas, poner música, leer cuentos a los niños o noticias de cualquier periódico o incluso, si queremos, dar clases de yoga y enseñarnos métodos de relajación. El robot de Panasonic, por el contrario, tiene forma de huevo y está diseñado para estar en un lugar fijo y servir de ayuda a cualquier miembro de la familia. Más complejo es Olly, desarrollado por Emotech y que es capaz, incluso, de desarrollar una personalidad propia a medida que interactúa con los humanos. Se recrudece la guerra de los televisores A estas alturas, está más que claro que el televisor ya no es lo que era hasta hace apenas unos años. Las pantallas han crecido y los dispositivos han adelgazado hasta límites increíbles, al mismo tiempo que la calidad de las imágenes aumentaba. Pero en esta edición del CES ha quedado claro que, en la batalla entre las pantallas OLED y LED no hay, ni habrá, cuartel. Creadora y principal representante de los televisores con pantalla de matriz orgánica (OLED), LG ha vuelto a dejar a todo el mundo con la boca abierta al presentar su nueva OLED TV W7 , con un grosor de apenas 2,57 milímetros.. si, han entendido bien, tres veces más fina que un teléfono móvil y apenas un poquito más gruesa que una tarjeta de crédito.. Este televisor está pensado para ir directamente pegado a la pared, de la que apenas sobresale. El televisor cuenta con un soporte magnético de fácil instalación que permite colocarlo en pocos minutos y de forma segura. Habrá versiones de 65 y 75 pulgadas. Toda una sorpresa fue la presentación del primer televisor OLED de Sony , el Bravia A1E, casi tan fino como el de LG pero que se puede colocar de forma tradicional y no pegado a la pared. Con una imagen excepcional en 4K, el televisor destaca también porque toda la pantalla actúa como altavoz, vibrando de forma imperceptible como si fuera la membrana de un «speaker» convencional. El resultado es un sonido realmente espectacular. Samsung, por su parte, le ha dado una vuelta de tuerca a su tecnología Quantum Dot y asegura que sus nuevos QLED TV ofrecen la mejor imagen jamás vista en un televisor. La tecnología desarrollada por el gigante coreano es, en efecto, la única capaz de enfrentarse a la perfección cromática y tratamiento del color negro de las pantallas OLED. Realidad virtual más accesible Otra cosa que ha quedado clara en esta edición del CES de Las Vegas es que 2017 será el año de la explosión de la realidad virtual y de la realidad aumentada. Los videos ya no son experiencias pasivas que se proyectan en pantallas planas y que vemos en nuestro salón o en la palma de la mano, sino algo vivo, que contemplamos en 3D, algo con lo que podemos interactuar y que cambiará por completo nuestras vidas, desde el trabajo al entretenimiento. 2017 verá cómo los teléfonos móviles, nuestra pieza tecnológica más versátil, se adaptan a esta nueva realidad y se hacen compatibles con los nuevos sistemas de realidad virtual, como el Daydream de Google. La realidad aumentada, colocar elementos virtuales sobre escenarios reales, brinda también toda una serie de oportunidades que la industria está deseando aprovechar. Ahí tenemos, por ejemplo, una de las razones por las que se está poniendo de moda la doble cámara trasera en los smartphones. El primer fabricante en hacerlo fue Huawei, con su exitoso P9. Ahora, el Mate 9 estrena la segunda versión de esta doble cámara y su último lanzamiento en CES, el Honor 6X, demuestra que ese lujo no tiene por qué estar solo al alcance de los terminales de gama alta. Los coches: el tercer espacio habitable Pasamos la mayor parte del tiempo en casa, en el trabajo.. y en el coche, que se ha convertido en el «tercer espacio habitable» de nuestras vidas. Y ahora, con la conducción autónoma a punto de llegar y gracias a la explosión de los servicios de conectividad, ese espacio habitable será más cómodo y atractivo que nunca. Grandes corporaciones como Intel, HP, Amazon, Google o Bosch, entre muchas otras, trabajan sin descanso con las principales marcas de automoción para conseguir que el coche tenga Inteligencia suficiente como para tomar ciertas decisiones importantes sin necesidad de que intervenga el conductor, como adaptar en cada momento la velocidad a las circunstancias externas y teniendo en cuenta la meteorología. Aunque hubo un buen número de presentaciones en este sentido, la palma se la llevó este año el Faraday Future FF 91, considerado como el gran competidor de Tesla. El coche, eléctrico, tiene más de mil caballos de potencia y una autonomía de 610 kilómetros. con una sola carga de su batería. Ford, por su parte, cree que sus vehículos autónomos circularán por las carreteras a partir del 2021. Un número creciente de acuerdos entre fabricantes de coches y empresas de tecnología está dando ya los frutos más variados. Así, la asociación de Amazon con Volkswagen hará que, entre otras cosas, los usuarios de esa marca puedan usar la voz para activar muchos de los sistemas del vehículo, incluida la música, o consultar el estado del tráfico, buscar un aparcamiento e, incluso, comunicar con el domicilio para activar los sistemas domóticos y poner la lavadora, encender o apagar luces y controlar la temperatura. Hyundai, por su parte, te permite arrancar el coche desde casa, solo con la voz, gracias al sistema Google Auxiliar. BMW y Audi tendrán pantallas frontales de realidad aumentada con toda la información relevante para la conducción. Sensores biométricos que detectan el estado en que se encuentra el conductor, pantallas holográficas, sistemas de reconocimiento individual para evitar el uso de llaves, controles que se activan solo con mirarlos.. la variedad de propuestas es realmente impresionante. Puede que algunas de ellas no lleguen nunca a hacerse realidad, pero muchas otras están destinadas a implantarse de forma masiva en los próximos años.
01-01-1970 | abc.es
ZTE presenta el primer móvil creado por «crowdsourcing»
ZTE es una de esas empresas que no deja de crecer, aunque sin hacer demasiado ruido. Con una mentalidad totalmente diferente a la de sus rivales de Huawei, también chinos, la compañía que creó el Axon 7 sigue subiendo peldaños en todo el mundo. Asociada con los principales operadores del planeta para el desarrollo del 5G, ZTE se ha propuesto estar en el grupo de cabeza de las empresas destinadas a dar el siguiente paso hacia las redes súper rápidas, con todo lo que ello implica. Nuevos servicios, nuevas tecnologías, nuevas oportunidades de negocio.. la transformación digital está en marcha, y ZTE no va a ser de los que se queden atrás. Andrew Elliot, vicepresidente de la compañía, explicó cómo, a través de patrocinios, la compañía ha ido dando a conocer su marca en los Estados Unidos. Claro que todo esto, dijo, sería inútil «si no tuviéramos el mejor de los smartphones», refiriéndose, cómo no, al Axon 7, uno de los mejores terminales presentados en 2016 y que se ha posicionado, además, como «Daydream», es decir, apto para aprovechar el nuevo sistema de Realidad Virtual de Google. Pero la cosa no queda ahí. Ahora ZTE ha ido más lejos y ha presentado Hawkeye, el primer terminal nacido de un proyecto de crowdsourcing y en el que han participado 540 usuarios. El smartphone, que es autoadhesivo y cuenta con tecnología de seguimiento ocular, puede adquirirse en la web de Kickstarter a un precio de 199 dólares. De esta forma, la compañía china «le ha dado la vuelta» al modelo tradicional de idear, desarrollar, construir y vender un producto para dejar que sean los propios consumidores los que digan lo que prefieren. «Con el Project CSX, hemos querido experimentar al invertir el proceso típico de I+D para hacer algo completamente diferente dentro de la industria», asegura Jeff Yee, Vicepresidente Senior de Planificación Tecnológica y Alianzas de ZTE en EEUU. «Creemos que el nombre refleja el espíritu y la visión de ZTE, además de seguir situando al consumidor en primer lugar durante todo este proceso, y continuaremos haciéndolo en cada teléfono que desarrollemos». El Proyecto CSX arrancó justo hace un año, durante el CES 2016, cuando ZTE anunció sus planes de desarrollar un smartphone 100% mediante crowdsourcing para lanzar en 2017. En octubre pasado, miles de consumidores de 176 países apostaron por este concepto ganador, el de un dispositivo que tuviera como objetivo el ofrecer una experiencia de usuario más sencilla e intuitiva, con seguimiento ocular y con laparte posterior autoadhesiva.
01-01-1970 | abc.es
El CES 2017 abre la puerta a la inteligencia artificial y la robótica se asienta como gran reto
Si algo ha quedado claro en esta edición del CES de Las vegas es que, más allá de cualquier dispositivo concreto, hay una serie de tecnologías que han llegado para quedarse. Y si alguien piensa que la realidad virtual móvil, el coche conectado o los robots domésticos son cosas que llegaran algún día, pero que no nos afectan en la actualidad, se equivoca de medio a medio. De hecho, todo está preparado ya para el despliegue, en los próximos cuatro años, de las redes 5G , mucho más veloces que las actuales y que permitirán desde la emisión y recepción de video HD en tiempo real a la conexión simultánea a Internet de miles de millones de dispositivos electrónicos (no sólo smartphones) en todo el mundo. «El ritmo de avance de la tecnología se está acelerando más que nunca -afirmó Brian Krzanich, responsable de Intel, durante su presentación en el CES-. La ley de Moore es el centro de esta aceleración. La tecnología se está extendiendo más allá de la electrónica de consumo, definiendo casi todos los aspectos de nuestras vidas y transformando las industrias». Estamos ya, de hecho, a las puertas de una realidad hiperconectada en la que las cosas hablan con otras cosas sin que nosotros tengamos siquiera que intervenir. Y todas ellas juntas producirán un auténtico océano de datos circulando por todas partes y cuyo uso promete hacernos la vida más sencilla en un enorme número de aspectos. Para navegar a través de esos datos y llevar a cabo nuestras tareas diarias, tendremos asistentes virtuales en forma de móviles o coches inteligentes, o incluso de pequeños robots domésticos a los que podremos dirigirnos hablando normalmente. Y los primeros de ellos ya están aquí. Los robots llegan al hogar Podríamos decir, sin miedo a equivocarnos, que este 2017 será el año de la llegada de los primeros robots a nuestras casas. Numerosas empresas, en efecto, han mostrado sus modelos y empezarán a venderlos de inmediato en todo el mundo. Desde organizar la casa a ayudarnos con el cuidado de los niños, estos robots son mucho más que simples juguetes. Y están dotados, además, de Inteligencia artificial. La empresa Bosch, por ejemplo, presentó en sociedad a su robot doméstico Kuri, un pequeño androide de 50 centímetros. de altura, capaz de hablar y de ver a través de una cámara y equipado con una auténtica batería de sensores que le permiten moverse libremente por la casa y llevar a cabo sus tareas. Kuri reconoce individualmente a cada miembro de la familia y puede decirnos, por ejemplo, cual de ellos va a llegar tarde por culpa del tráfico. También puede entretener a los niños, poner música o grabar videos de nuestra mascota mientras no estamos en casa y ponerlos cuando lleguemos. LG, por su parte, mostró a su Hub Robot, pensado para ser el centro desde el que podremos controlar cualquier aspecto de nuestra casa inteligente. Este robot de aspecto simpático no se desplaza, así que tendremos que elegir un buen sitio para colocarlo. También es capaz de reconocer y distinguir entre cada miembro de la familia y puede controlar todos los dispositivos de la casa. Equipado con la interfaz verbal Alexa, de Amazon, Hub Robot puede comunicarse con nosotros hablando, e incluso haciendo gestos o asintiendo con la cabeza. Podemos pedirle que compruebe el tiempo, el trafico, que ponga música, que baje las luces o que suba un poco la temperatura de la habitación. O incluso que nos recuerde algo en un momento concreto. LG presentó también una serie de mini robots que, desplegados en otras habitaciones de la casa, amplían el rango de acción de Hub Robot. La firma coreana, además, enseño prototipos de otros dos modelos de robots. El primero, preparado para llevar a cabo de forma autónoma las principales tareas de mantenimiento de un jardín. El segundo, especializado en ayudar a viajeros despistados en el interior de hoteles y aeropuertos, dándoles en cada momento la información o la orientación que necesitan. Algunas empresas, como Ubtech Robotics, optaron por robots de forma humanoide, como Lynxs, capaz de imitar los movimientos que hacemos y de mantener una conversación fluida gracias al sistema Alexa. Lynx puede organizarnos la agenda, controlar la seguridad de nuestro hogar, hacer llamadas, poner música, leer cuentos a los niños o noticias de cualquier periódico o incluso, si queremos, dar clases de yoga y enseñarnos métodos de relajación. El robot de Panasonic, por el contrario, tiene forma de huevo y está diseñado para estar en un lugar fijo y servir de ayuda a cualquier miembro de la familia. Más complejo es Olly, desarrollado por Emotech y que es capaz, incluso, de desarrollar una personalidad propia a medida que interactúa con los humanos. Se recrudece la guerra de los televisores A estas alturas, está más que claro que el televisor ya no es lo que era hasta hace apenas unos años. Las pantallas han crecido y los dispositivos han adelgazado hasta límites increíbles, al mismo tiempo que la calidad de las imágenes aumentaba. Pero en esta edición del CES ha quedado claro que, en la batalla entre las pantallas OLED y LED no hay, ni habrá, cuartel. Creadora y principal representante de los televisores con pantalla de matriz orgánica (OLED), LG ha vuelto a dejar a todo el mundo con la boca abierta al presentar su nueva OLED TV W7 , con un grosor de apenas 2,57 milímetros.. si, han entendido bien, tres veces más fina que un teléfono móvil y apenas un poquito más gruesa que una tarjeta de crédito.. Este televisor está pensado para ir directamente pegado a la pared, de la que apenas sobresale. El televisor cuenta con un soporte magnético de fácil instalación que permite colocarlo en pocos minutos y de forma segura. Habrá versiones de 65 y 75 pulgadas. Toda una sorpresa fue la presentación del primer televisor OLED de Sony , el Bravia A1E, casi tan fino como el de LG pero que se puede colocar de forma tradicional y no pegado a la pared. Con una imagen excepcional en 4K, el televisor destaca también porque toda la pantalla actúa como altavoz, vibrando de forma imperceptible como si fuera la membrana de un «speaker» convencional. El resultado es un sonido realmente espectacular. Samsung, por su parte, le ha dado una vuelta de tuerca a su tecnología Quantum Dot y asegura que sus nuevos QLED TV ofrecen la mejor imagen jamás vista en un televisor. La tecnología desarrollada por el gigante coreano es, en efecto, la única capaz de enfrentarse a la perfección cromática y tratamiento del color negro de las pantallas OLED. Realidad virtual más accesible Otra cosa que ha quedado clara en esta edición del CES de Las Vegas es que 2017 será el año de la explosión de la realidad virtual y de la realidad aumentada. Los videos ya no son experiencias pasivas que se proyectan en pantallas planas y que vemos en nuestro salón o en la palma de la mano, sino algo vivo, que contemplamos en 3D, algo con lo que podemos interactuar y que cambiará por completo nuestras vidas, desde el trabajo al entretenimiento. 2017 verá cómo los teléfonos móviles, nuestra pieza tecnológica más versátil, se adaptan a esta nueva realidad y se hacen compatibles con los nuevos sistemas de realidad virtual, como el Daydream de Google. La realidad aumentada, colocar elementos virtuales sobre escenarios reales, brinda también toda una serie de oportunidades que la industria está deseando aprovechar. Ahí tenemos, por ejemplo, una de las razones por las que se está poniendo de moda la doble cámara trasera en los smartphones. El primer fabricante en hacerlo fue Huawei, con su exitoso P9. Ahora, el Mate 9 estrena la segunda versión de esta doble cámara y su último lanzamiento en CES, el Honor 6X, demuestra que ese lujo no tiene por qué estar solo al alcance de los terminales de gama alta. Los coches: el tercer espacio habitable Pasamos la mayor parte del tiempo en casa, en el trabajo.. y en el coche, que se ha convertido en el «tercer espacio habitable» de nuestras vidas. Y ahora, con la conducción autónoma a punto de llegar y gracias a la explosión de los servicios de conectividad, ese espacio habitable será más cómodo y atractivo que nunca. Grandes corporaciones como Intel, HP, Amazon, Google o Bosch, entre muchas otras, trabajan sin descanso con las principales marcas de automoción para conseguir que el coche tenga Inteligencia suficiente como para tomar ciertas decisiones importantes sin necesidad de que intervenga el conductor, como adaptar en cada momento la velocidad a las circunstancias externas y teniendo en cuenta la meteorología. Aunque hubo un buen número de presentaciones en este sentido, la palma se la llevó este año el Faraday Future FF 91, considerado como el gran competidor de Tesla. El coche, eléctrico, tiene más de mil caballos de potencia y una autonomía de 610 kilómetros. con una sola carga de su batería. Ford, por su parte, cree que sus vehículos autónomos circularán por las carreteras a partir del 2021. Un número creciente de acuerdos entre fabricantes de coches y empresas de tecnología está dando ya los frutos más variados. Así, la asociación de Amazon con Volkswagen hará que, entre otras cosas, los usuarios de esa marca puedan usar la voz para activar muchos de los sistemas del vehículo, incluida la música, o consultar el estado del tráfico, buscar un aparcamiento e, incluso, comunicar con el domicilio para activar los sistemas domóticos y poner la lavadora, encender o apagar luces y controlar la temperatura. Hyundai, por su parte, te permite arrancar el coche desde casa, solo con la voz, gracias al sistema Google Auxiliar. BMW y Audi tendrán pantallas frontales de realidad aumentada con toda la información relevante para la conducción. Sensores biométricos que detectan el estado en que se encuentra el conductor, pantallas holográficas, sistemas de reconocimiento individual para evitar el uso de llaves, controles que se activan solo con mirarlos.. la variedad de propuestas es realmente impresionante. Puede que algunas de ellas no lleguen nunca a hacerse realidad, pero muchas otras están destinadas a implantarse de forma masiva en los próximos años.
1416