Noticias de "microsoft"

07-10-2016 | enter.co
Los Google Pixel tendrán una tienda física en Nueva York
Esta semana Google anunció sus nuevos equipos Google Pixel y Pixel XL. Estos smartphones, aunque fueron fabricados por HTC, vienen con el lema: MadeByGoogle. Esta nueva razón de marketing, estará acompañada de una estrategia que también llevan a cabo Apple y Microsoft, con sus propias tiendas. De acuerdo con The Next Web, la compañía de […]
06-10-2016 | elpais.com
¿Es Gears of War 4 tan bueno como los anteriores?
Es el juego más importante de Microsoft y Xbox este año
06-10-2016 | abc.es
Niklas Zennström: «Había un momento disruptivo en el mundo de la telefonía y queríamos liderarla»
«Había un momento disruptivo en el mundo de la telefonía y nosotros queríamos liderarla». Así recuerda Niklas Zennström, confundaror de Skype, el nacimiento en 2003 de esta herramienta de videconferencias actualmente propiedad de Microsoft que inauguró una nueva forma de comunicación. El directivo sueco, creador del fondo de inversión Atomico, cree que «la disrupción no es destruir lo que hay, sino crear algo mejor». Estas fueron algunas de sus palabras durante la inauguración del encuentro de emprendedores South Summit 2016, que ha arrancado este miércoles en Madrid con la intención de ser «un puente y un lugar de negocio» para los inversores y el resto de los agentes del ecosistema emprendedor y con la previsión de recibir a más de 12.000 visitantes. Y una de las conferencias más destacadas de la jornada inaugural ha sido la delfundador de Skype, quien ha señalado que Europa cuenta con una gran ventaja competitiva frente a EE.UU., tener más graduados e ingenieros, algo que «debería aprovechar», ya que -recuerda- Skype nació cuando «nadie creía que fuera posible construir una gran empresa de tecnología en Europa fuera de Silicon Valley». Zennström ha destacado que la disrupción tecnológica llegará a todo tipo de industrias en las próximas dos décadas, por lo que las oportunidades son numerosas. «Cuando nosotros empezamos en este negocio pensamos que había una gran oportunidad de negocio, y aunque fuese difícil lograr el éxito, había que intentarlo», ha señalado. Los organizadores del evento aspiran a que durante estos días Madrid se convierta en la «capital mundial del emprendimiento y la innovación». Según sus previsiones, en la cita de este año se superarán las cifras de la pasada edición: más de 12.000 asistentes, 6.300 emprendedores, 3.100 corporaciones, 275 ponentes y 650 inversores. En el acto inaugural, celebrado en el espacio de «La Nave», la fundadora de Spain Startup-South Summit, María Benjumea, ha afirmado que el foro atraerá alrededor de 20.000 millones de dólares (17.800 millones de euros, aproximadamente) de fondos disponibles de inversores internacionales que buscan «uenas ideas y proyectos». Benjumea ha explicado, en declaraciones a EFE, que el evento es, ante todo, un lugar de negocio, en el que se dan cita más de 430 ponentes y 150 fondos de inversión internacionales, además de un centenar de empresas emergentes («startups»). Otro de los ponentes que ha abierto los ciclos de conferencias ha sido el cofundador de LinkedIn Allen Blue, que ha dado consejos sobre cómo sacar adelante un proyecto emprendedor. Apoyado en su experiencia en LinkedIn, que nació como una «startup» y años después fue adquirida por Microsoft por 26.200 millones de dólares (más de 23.000 millones de euros), Blue ha explicado que los emprendedores deben tener muy claro para qué sirve su producto y localizar sus eventuales problemas. El consejero delegado de BBVA, Carlos Torres, ha asegurado en su interv»" para sus clientes en un entorno disruptivo en el que cada vez hay más competencia por parte de las compañías de finanzas tecnológicas («fintech»). «La aparición de nuevas tecnologías está creando oportunidades en todas partes y BBVA quiere estar allí para ser un mejor banco para sus clientes», ha indicado. El director de Operaciones y Desarrollo Corporativo del Banco Sabadell, Miguel Montes, ha explicado que el fenómeno del mundo emprendedor es «una realidad que hay que introducir en la propia configuración de la entidad» para ofrecer mejores productos y servicios. Para fomentar el emprendimiento digital y la innovación, Banco Sabadell ha puesto en marcha Innocells, un conjunto de centros de competencia, tecnología e inversión con especial atención al mundo de las fintech. Los consejeros delegados del Sabadell, Jaime Guardiola, y de Orange España, Laurent Paillasot, y el presidente de la Cámara de Comercio, José Luis Bonet, han coincidido en la necesidad de cuidar y fomentar el ecosistema emprendedor en todos los mercados y segmentos.
06-10-2016 | diarioti.com
ABB y Microsoft firman alianza estrátégica para impulsar la transformación digital
La alianza busca combinar  la nube inteligente de Microsoft con la amplia cartera de soluciones industriales de ABB.Ampliar
05-10-2016 | diarioti.com
Microsoft: ?La Nube es esencial para Latinoamérica?
Según encuesta de IDC, comisionada por Microsoft, 100% del crecimiento de mercado de TI en la región vendrá de la nube.Ampliar
04-10-2016 | abc.es
Microsoft abandona la pulsera Band
La tecnología «wearable» -vestible, en español- estaba llamada a revolucionar la industria, pero salvo honrosas excepciones muchos de los fabricantes que se subieron a la ola de los dispositivos de muñeca han visto reducir su interés por parte de los usuarios. Microsoft apostó hace dos años por su propio aparato, pero no ha llegado a cuajar en lo que a ventas se refiere. Es por ello por lo que el gigante norteamericano ha anunciado que dejará de vender su actual Band 2 y no habrá una nueva versión este año como se esperaba. Además de la decisión de finiquitar con el inventario existente, la compañía de Redmond ha adelantado que dejará, a su vez, de ofrecer el kit de desarrollo de aplicaciones para este tipo de dispositivos de muñeca muy enfocados a monitorizar la actividad física, según publica el medio especializado «ZDNet», que ha constatado que las pulseras ya han desaparecido de los puntos de venta online. Al igual que otros modelos similares, el dispositivo de Microsoft, cuya primera versión salió a la venta por 158 euros, incluye GPS y viene cargado de una serie de sensores (10 sensores en este caso) que analizan desde la frecuencia cardíaca, las calorías consumidas y la calidad del sueño, una serie de características interesantes que, pese a todo, no llegó a obtener el beneplácito de los consumidores. La compañía asegura que continuará desarrollando y mejorando su plataforma Microsoft Health, aunque a partir de ahora orientado a terceros y compatible con otras aplicaciones. Pese a esta situación, se desconoce si finalmente se retirará de manera oficial del mercado de los «wearables» o mantendrá su apuesta por este emergente sector. Su nuevo foco de atención seguirá siendo Windows 10 y su extensión y compatibilidad con distintos dispositivos.
03-10-2016 | enter.co
Adiós a Microsoft Band, la compañía abandona su pulsera inteligente
El mercado de las pulseras y relojes inteligentes no ha logrado la madurez necesaria. Varios de los fabricantes que en el pasado le apostaron a este tipo de productos han renunciado a estos en silencio. El más reciente ejemplo fue Microsoft, pues sacó de su oferta a la Microsoft Band 2 y no tiene intenciones […]
03-10-2016 | diarioti.com
Google aumentará la disponibilidad regional de Cloud Platform
Google solucionará uno de los principales retos que enfrenta al competir en el sector Cloud con Microsoft y AWS: la disponibilidad regional. Ampliar
30-09-2016 | abc.es
Científicos y expertos en computación de Microsoft buscan la manera de «resolver» el cáncer
En un laboratorio se acumulan probetas, vasos de plástico y mascarillas. En las oficinas de Microsoft, crujen teclas y los vasos de plástico se dedican a recoger café. Son muchas las diferencias entre un sitio y otro pero, desde hace unos días, Microsoft presume de estar muy de cerca de ser un laboratorio. Y no es porque tenga unos despachos impolutos o todos trabajen en bata, sino porque el gigante de la informática se ha propuesto «resolver» el cáncer. Microsoft va a destinar científicos y expertos en computación a terminar con este mal. Con este programa, llamado Project Hanover, no buscarán una vacuna o unos cuidados paliativos nuevos. Simplemente tratarán de dar mejores herramientas a los que realmente buscan una cura: los oncólogos. Los investigadores de Microsoft han intentado que sus sistemas sean fáciles de usar incluso para personas sin cualificación En un artículo publicado en su página web, Microsoft ha explicado algunos detalles de esta iniciativa. Por el momento han creado varios sistemas. Programas que, en algunos casos, permitirían a los doctores programar células que combatan enfermedades y sean resistentes contra el cáncer. Lo que defiende Microsoft es que «el cáncer y otros procesos biológicos son sistemas de procesamiento de información». «Nuestros equipos de investigación quieren lograr avances en la comprensión de los roles de la genética», dicen en su página web. El objetivo más terrenal de este programa es dar a los científicos una gran cantidad de información para comprender el cáncer y desarrollar así tratamientos más personalizados y eficaces. Debido a su capacidad informática, Microsoft puede acumular mucha información y, por tanto, dar respuestas variadas a la enfermedad más devastadora de nuestro tiempo. Los investigadores de Microsoft dicen que han hecho grandes esfuerzos para que sus sistemas sean fáciles de usar incluso para personas sin ningún tipo de cualificación «o interés particular» en la tecnología y la informática. Insisten mucho desde Microsoft que su misión no es curar el cáncer. El artículo publico recalca mucho la palabra «resolver». La idea de este programa no es encontrar lo que los médicos llevan tiempo buscando, sino darle armas e inteligencia artificial para responder a las necesidades de cada enfermedad.
30-09-2016 | abc.es
La geometría de la tecnología: renovarse o claudicar
Fabricar móviles hoy en día puede que no sea tan rentable como antaño. Los que vienen de países asiáticos tienen un gran poder de tracción. La disminución del precio de los componentes y la estandarización ha permitido que el mercado de los teléfonos inteligentes haya pasado, en muy poco tiempo, de ser un exponente de vanguardia, al alcance de unos pocos, a ser productos mercantiles. La inmensa mayoría de los ciudadanos de países desarrollados cuentan con este tipo de aparatos tecnológicos que, desde la llegada de las pantallas táctiles, han puesto de manifiesto un nuevo mundo en el que empresas veteranas comienzan a padecer los estragos de otros sectores. Alguien podría pensar que los grandes hitos de la tecnología se producen de manera cíclica. Cada diez años se logra un ingenio que revoluciona todo lo demás. Pero también se puede llevar por delante a agentes importantes que hicieron mover las piezas del engranaje de la innovación. Su momento pudo pasar, pero la historia será la que les juzgue. Y la economía, su verdugo. Uno de los mayores retos de las empresas de tecnología es saber reaccionar a tiempo. La cuestión es renovarse o morir. Y mientras se suceden los acontecimientos y los días se consumen algunos proyectos que gozaron de gran éxito acaban por rendir cuentas. Porque en la tecnología todo evoluciona demasiado rápido. En este contexto se impone viajar a toda máquina, un concepto muy arraigado ya en una cultura que sigue persiguiendo el reto permanente de colocar la siguiente piedra de la revolución. Le sucedió a Nokia que, tras catorce años en la élite de la telefonía móvil, se resistió hasta el último compás en su apuesta por un sistema operativo determinado cuando la tendencia del mercado y las demandas de los consumidores iban por otros caminos. Su excesiva dependencia de un solo producto acabó por ser su mayor perdición. El símbolo de Finlandia se entregó al gigante del software Microsoft que necesitaba resolver uno de sus puntos flacos, el mercado de la telefonía móvil. Otras grandes empresas corrieron su misma suerte. Desde el recuerdo de Kodak, que fue la reina de las cámaras que no supo adaptarse a la transformación digital, o Compaq, que llegó a ser el mayor vendedor de ordenadores en los noventa, pasando por Yahoo, cuya salvación en estos momentos pasa por echarse a los brazos de la firma de telecomunicaciones Verizon. ¿Pudo evitarse que empresas que nacieron años después no le robaran terreno? Ahora el turno es para BlackBerry. La firma canadiense ha visto cómo las ventas de sus móviles han caído en picado en los últimos años. Su mayor pecado, no saber adaptarse a los nuevos tiempos en los que las pantallas táctiles se han popularizado y se han convertido en la principal forma de interacción con los aparatos electrónicos, así como la gran dependencia de un solo producto para obtener ingresos del ámbito del consumo. Esta empresa, una de las pioneras en el mercado de la telefonía inteligente, ha anunciado esta semana que dejará de producir de manera interna sus propios móviles porque externalizará la división de hardware. Serán empresas de fuera las que fabriquen sus terminales, como Alcatel, uno de sus socios para llevar a cabo esta nueva estrategia que pasa por centrar mayores esfuerzos en su negocio de servicios y redes, que le reportan grandes ingresos a su cuenta de resultados. Algo parecido puede poner en riesgo a otras firmas como Apple, cuyo producto estrella, el iPhone, representa el 70% de los ingresos totales de la compañía y que en los últimos trimestres ha registrado pérdidas. Las empresas tecnológicos tratan de encontrar, desesperadamente, una nueva tendencia, un nuevo producto revolucionario, «the next big thing», como se diría en la cultura anglosajona. Pero no es siempre tarea fácil, máxime cuando se tiene en cuenta un producto que funciona muy bien. Pero nada suele ser eterno y hasta que le ven las orejas al lobo pocas son las empresas que tienen cintura suficiente como para corregir a la larga las posibles pérdidas. Otras empresas, sin embargo, decidieron en su momento abandonar el mundo del consumo para centrarse en los negocios, en el público empresarial. La centenaria IBM, por ejemplo, dio un paso al lado en los años noventa y, todavía, después de más de veinte años, puede presumir de liderar la lista de registros de patentes. Intel, un gigante de los componentes, continúa esforzándose para superar la crisis de la era «postPC». Aunque tuvo su presencia en la telefonía móvil, este mercado que se ha vuelto tan competitivo en un corto espacio de tiempo ha encontrado en Qualcomm su principal compañero (con otras firmas pegando fuerte, por cierto). La empresa americana ahora ha girado hacia soluciones destinadas a desarrollar el hogar y la ciudad inteligente, los coches del futuro incluso o su apuesta por la emergente tecnología de realidad virtual. ¿Quién será el siguiente en caer? ¿Qué empresa actual está condenada a decir adiós al mundo del consumo? Es muy complicado acertar. Es cierto. Pero en el segmento de la telefonía móvil se observan dos claras tendencias. Por un lado, ahora mismo parece insalvable el liderazgo que mantienen Apple y Samsung, pero por debajo nos encontramos con firmas como Huawei, Oppo o Vivo que han ganado cuota de mercado muy rápidamente. Incluso Xiaomi, que se quedó descolgada de las primeras posiciones según informes recientes. Y muy por detrás aparecen otros como LG, que sigue perdiendo fuelle con sus «smartphones» pese a arriesgarse a lanzar algunos terminales originales como el semimodular LG G5, o HTC, que pese a ofrecer teléfonos de muy buena calidad no ha podido cuajar entre los consumidores. Por el momento, solo queda resistir.
83