Noticias de "twitter"

06-06-2016 | abc.es
Nadie se salva: «hackean» a Mark Zuckerberg
Es cierto, nadie está a salvo de un ciberataque. Ni alguien a quien se le presupone que cuenta con las mejores herramientas. El fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, ha sido «hackeado» en sus perfiles de las redes Twitter y Pinterest en donde tiene presencia para mantenerse al día de ciertos servicios lanzados por su competencia. Eso sí, no es muy activo que digamos. Un grupo de ciberdelincuentes denominados OurMine Team aseguraron este fin de semana haber logrado acceder a las cuentas de estas plataformas de Zuckerberg, quienes desvelaron que este «hackeo» pudo ser posible después del ataque masivo a la red de profesionales LinkedIn la pasada semana y que puso en peligro más de cien millones de cuentas, según informan medios como «VentureBeat» y «The Telegraph». Millones de cuentas de LinkedIn se filtraron hace unas semanas, lo que obligó a la compañía a pedir a sus usuarios cambiar lo antes posible sus contraseñas para evitar posibles intromisiones y robos de información. Tras detectarse el «hackeo», los perfiles Finkd -utilizado por Zuckerberg en Twitter- y Zuck -nombre de usuario en Pinterest- fueron suspendidos temporalmente. No se ha logrado acceder a su perfil de Facebook, según ha confirmado la propia compañía. Se especula que Zuckerberg utilizaba la misma configuración de contraseña para los distintos servicios, un aspecto que los expertos en seguridad informática insisten cada vez que pueden en la necesidad de utilizar varias contraseñas distintas.
06-06-2016 | elpais.com
Hackean las cuentas de Mark Zuckerberg en Twitter y Pinterest
Los piratas informáticos sacaron los datos del fundador de Facebook de un robo de contraseñas de LinkedIn en 2012
06-06-2016 | abc.es
Instagram rompe definitivamente con el orden cronológico de las imágenes
Tal vez a la gran mayoría de usuarios de redes sociales estén convencidos que estas plataformas que consultan diariamente son suyas. Caen en un gran error. La mayoría son empresas y buscan hacer dinero, por lo que de vez en cuando van cambiando y ajustando sus servicios a sus estrategias. Lo llaman «mejoras». Instagram, red de fotografía, ha decidido poner fin a su tradicional modelo de organización de las publicaciones de forma cronológica al incorporar un nuevo algoritmo que tratará de mostrar los «momentos» en teoría más relevantes en primer lugar. Casi sin hacer ruido, la compañía, propiedad de la multinacional Facebook, comenzará a partir del próximo mes a probar su nuevo feed algorítmico entre sus 400 millones de usuarios ya anunciado el pasado mes de marzo pero paralizado por las múltiples críticas recibidas. La idea es tratar de localizar y detectar las imágenes más interesantes en función de varios parámetros (gustos, relevancia) para mostrarlas en la parte superior de la plataforma. En la práctica supondrá, definitivamente romper con su filosofía de organizar el contenido de forma cronológica, es decir, las publicaciones más recientes en primer lugar. Esta decisión se debe a un ajuste de la compañía para darle mayor relevancia a contenidos supuestamente más interesantes. De acuerdo con la plataforma, el 70% de las publicaciones de los usuarios se pierden. No se ven. Pasan casi desapercibidas. «Es más difícil mantenerse al día con todas las fotos y videos compartidos por el crecimiento de Instagram. En los últimos meses hemos probado esta nueva manera de ordenar los mensajes entre algunos usuarios de la comunidad y hemos detectado que la gente ve más fotos, comenta más y se relaciona con la comunidad de una manera más activa», relatan fuentes de Instagram. «Con esta nuevo forma no te perderás el vídeo de tu banda favorita después del concierto, aunque haya sido en una zona horaria diferente», argumentan desde la compañía de internet. «Y no importará cuántas cuentas sigues, deberías ver todos los mensajes de tu mejor amigo». Esta nueva organización, que no se podrá desactivar, se suma a una corriente iniciada por diversos servicios de internet en los últimos tiempos que, ante las dificultades de atenderlas de forma constante, buscan nuevas fórmulas para llegar a la gente. Facebook ha ido modificando su NewsFeed para potenciar contenidos de video y los supuestamente más relevantes, mientras que la línea de tiempo de Twitter se mantiene pese a introducir varios módulos donde se muestran mensajes importantes.
06-06-2016 | abc.es
No hace falta ser un pirata informático para ser capaz de averiguar cuál es la contraseña de correo electrónico de cualquier usuario. La tecnología avanza y la ciberdelincuencia también. Los últimos «hackeos» a MySpace o LinkedIn así como a las cuentas de Twitter del Sindicato de los Mossos d?Esquadra o de famosas, entre las que se encuentran Katy Perry, demuestran que algo falla y la conclusión es clara: las claves de acceso a cualquier servicio no garantizan la seguridad. La contraseña más insegura en 2015 y 2014 fue «123456». Los usuarios de la red siguen sin concienciarse de la importancia de generar claves robustas en el email, cuenta de Facebook o de Instagram. Por esta razón, Microsoft ha tomado ya cartas en el asunto y ha decidido prohibir que sus clientes utilicen contraseñas «tontas». La compañía ha decidido obligar a los usuarios la configuración de una buena combinación. Para ello, ha elaborado una guía con las contraseñas más comunes. Por tanto, cuando un usuario introduzca su clave, el sistema comprobará de forma automática si esta coincide con alguna de las de la guía. En ese caso, impedirá su uso. Aunque en internet nada es seguro, la creación de claves robustas y difíciles de descifrar sí ayudan a proteger a los usuarios y empresas de posibles ataques. Pero ya no es suficiente. La ciberdelincuencia, que suele ir un paso por delante, está demostrando que toca ya pasar página y poner fin a esta herramienta de seguridad que se está quedando obsoleta. El Cuartel General de Comunicaciones del Gobierno británico (Government Communications Headquarters, GCHQ) aconseja en su informe de 2015 «Password Guidance Simplifying Your Approach», que los cambios frecuentes de claves no sirven para nada. «Aunque se trata de un sistema simple, barato y rápido de implementar» la realidad es que el usuario se vuelve más inseguro en la red porque recurre a claves comunes, las reutiliza o cambia solo un dígito. Esta medida, que incluso un banco nacional puede tener implementada, facilita la labor de los ciberdelincuentes. Cabe recordar que una de las máximas en seguridad informática ha sido siempre cambiar periódicamente claves. «La muerte de la contraseña se predijo hace unos diez años. Pero desde entonces, su uso sólo se ha incrementado, recuerda en el informe Ciaran Martin, director general de Ciberseguridad de GCHQ. Pero puntualiza: «Este aumento se debe principalmente a la oleada de servicios en línea». Tecnología biométrica Hace tiempo que las grandes compañías lo saben y trabajan en ello desde hace varios años. La clave está en la tecnología biométrica que verifica e identifica al usuario a través, por ejemplo, del iris, del reconocimiento de voz o facial, de la huella dactilar o de la firma. Ahora ya parece que sí se ha activado el cronómetro de la cuenta atrás para dejar de memorizar las claves de acceso. Google lleva tiempo trabajando en Trust API, el proyecto para desarrolladores que empieza a probar este mes de junio. Su aplicación se centra en el «smartphone», principal puerta de acceso a internet. Con esta API (Interfaz de Programación de Aplicaciones) se identifican ciertos patrones propios del usuario, tales como su forma de escribir, de caminar o ubicación, mediante una serie de sensores. Si el acelerómetro, por ejemplo, detecta una caminata diferente a la habitual, el teléfono puede llegar a bloquearse. Se comprueba así si es el auténtico usuario o un ladrón que ha robado el móvil y quiere tener acceso a las cuentas personales. MasterdCard es otra de las empresas que también ha optado por ir eliminando las clásicas contraseñas. El verano pasado puso en marcha un programa piloto solo en Holanda: el pago mediante un «selfie». Tal ha sido el éxito de este tipo de pago biométrico que la compañía lanzará esta tecnología en EE.UU., Canadá y parte de Europa este verano. El banco HSBC está probando, desde el pasado mes de febrero y solo en Reino Unido, reemplazar las contraseñas de millones de clientes por tecnología de reconocimiento de voz y huellas digitales para operar.
05-06-2016 | abc.es
No hace falta ser un pirata informático para ser capaz de averiguar cuál es la contraseña de correo electrónico de cualquier usuario. La tecnología avanza y la ciberdelincuencia también. Los últimos «hackeos» a MySpace o LinkedIn así como a las cuentas de Twitter del Sindicato de los Mossos d?Esquadra o de famosas, entre las que se encuentran Katy Perry, demuestran que algo falla y la conclusión es clara: las claves de acceso a cualquier servicio no garantizan la seguridad. La contraseña más insegura en 2015 y 2014 fue «123456». Los usuarios de la red siguen sin concienciarse de la importancia de generar claves robustas en el email, cuenta de Facebook o de Instagram. Por esta razón, Microsoft ha tomado ya cartas en el asunto y ha decidido prohibir que sus clientes utilicen contraseñas «tontas». La compañía ha decidido obligar a los usuarios la configuración de una buena combinación. Para ello, ha elaborado una guía con las contraseñas más comunes. Por tanto, cuando un usuario introduzca su clave, el sistema comprobará de forma automática si esta coincide con alguna de las de la guía. En ese caso, impedirá su uso. Aunque en internet nada es seguro, la creación de claves robustas y difíciles de descifrar sí ayudan a proteger a los usuarios y empresas de posibles ataques. Pero ya no es suficiente. La ciberdelincuencia, que suele ir un paso por delante, está demostrando que toca ya pasar página y poner fin a esta herramienta de seguridad que se está quedando obsoleta. El Cuartel General de Comunicaciones del Gobierno británico (Government Communications Headquarters, GCHQ) aconseja en su informe de 2015 «Password Guidance Simplifying Your Approach», que los cambios frecuentes de claves no sirven para nada. «Aunque se trata de un sistema simple, barato y rápido de implementar» la realidad es que el usuario se vuelve más inseguro en la red porque recurre a claves comunes, las reutiliza o cambia solo un dígito. Esta medida, que incluso un banco nacional puede tener implementada, facilita la labor de los ciberdelincuentes. Cabe recordar que una de las máximas en seguridad informática ha sido siempre cambiar periódicamente claves. «La muerte de la contraseña se predijo hace unos diez años. Pero desde entonces, su uso sólo se ha incrementado, recuerda en el informe Ciaran Martin, director general de Ciberseguridad de GCHQ. Pero puntualiza: «Este aumento se debe principalmente a la oleada de servicios en línea». Tecnología biométrica Hace tiempo que las grandes compañías lo saben y trabajan en ello desde hace varios años. La clave está en la tecnología biométrica que verifica e identifica al usuario a través, por ejemplo, del iris, del reconocimiento de voz o facial, de la huella dactilar o de la firma. Ahora ya parece que sí se ha activado el cronómetro de la cuenta atrás para dejar de memorizar las claves de acceso. Google lleva tiempo trabajando en Trust API, el proyecto para desarrolladores que empieza a probar este mes de junio. Su aplicación se centra en el «smartphone», principal puerta de acceso a internet. Con esta API (Interfaz de Programación de Aplicaciones) se identifican ciertos patrones propios del usuario, tales como su forma de escribir, de caminar o ubicación, mediante una serie de sensores. Si el acelerómetro, por ejemplo, detecta una caminata diferente a la habitual, el teléfono puede llegar a bloquearse. Se comprueba así si es el auténtico usuario o un ladrón que ha robado el móvil y quiere tener acceso a las cuentas personales. MasterdCard es otra de las empresas que también ha optado por ir eliminando las clásicas contraseñas. El verano pasado puso en marcha un programa piloto solo en Holanda: el pago mediante un «selfie». Tal ha sido el éxito de este tipo de pago biométrico que la compañía lanzará esta tecnología en EE.UU., Canadá y parte de Europa este verano. El banco HSBC está probando, desde el pasado mes de febrero y solo en Reino Unido, reemplazar las contraseñas de millones de clientes por tecnología de reconocimiento de voz y huellas digitales para operar.
03-06-2016 | elmundo.es
Snapchat ya supera a Twitter en usuarios diarios
La red social de mensajería efímera, que sólo tiene cuatro años, cuenta con 150 millones de usuarios activos al día, aproximadamente. 
02-06-2016 | enter.co
Twitter lanzó un nuevo soporte para ver videos en 360°
Los videos en 360° están cada vez más en auge en las redes sociales. Facebook, por ejemplo, se ha encargado de que se vuelvan cada vez más populares y que la realidad virtual esté disponible para cada vez más personas. Aunque no podemos negar que YouTube fue uno de los pioneros en darle la bienvenida a […]
02-06-2016 | enter.co
Snapchat ya tendría más usuarios activos cada día que Twitter
Snapchat debe estar celebrando el crecimiento acelerado que ha tenido en los últimos meses. Aunque en principio la app no parecía haber ?pegado? mucho en otros países que no fueran Estados Unidos (Snapchat ha sido un éxito en su país natal desde 2013), ahora cada vez es más común que veamos gente usando la aplicación en […]
02-06-2016 | abc.es
Facebook Messenger podría introducir el cifrado de extremo a extremo
Tras el cifrado «end to end» en WhatsApp, ahora es Facebook Messenger la que quiere blindar por completo su servicio. Así lo asegura «The Guardian» en una información publicada este miércoles, en la que asegura que Mark Zuckerberg está ya en ello. Según han desvelado en exclusiva al diario tres personas que trabajan ya en el cifrado por completo de la aplicación, utilizada por más de 900 millones de personas, en los próximos meses, Facebook encriptará por completo las comunicaciones de Messenger para «bloquear a las autoridades y a Facebook de poder leer las conversaciones de los usuarios». Sin embargo, esta encriptación será opcional. De esta manera, los usuarios podrán encriptar sus conversaciones en un chat en el que sólo podrían intercambiar texto. Las fotos, los vídeos o cualquier otro tipo de archivo no podría ser cifrados. Está claro que la interceptación de las comunicaciones es un tema que preocupa -y mucho- a las empresas de Silicon Valley. WhatsApp era una tarea que tenía pendiente desde hace tiempo y que su principal rival, Telegram, sí ofrecía. Además, Google, con su nueva aplicación Allo, que anunció en su conferencia para desarrolladores, la conversaciones van a ir cifradas de extremo a extremo. A raíz del enfrentamiento de Apple y el FBI, las compañías tecnológicas no están por la labor de facilitar el acceso a las comunicaciones de entidades gubernamentales o similares. De hecho. Cabe recordar, además, que Microsoft ha demandado al Gobierno de EE.UU. por búsquedas secretas de datos de clientes y que Twitter ha toma la decisión de vetar a la inteligencia de EE.UU. en el acceso a los tuits de los usuarios. Sin embargo, las grandes compañías de tecnología tienen un conflicto si quieren implementar los «bots» y al mismo tiempo asegurar la privacidad de los usuarios. La inteligencia artificial, para ponerla en marcha, necesita saber ciertos datos del usuario. Por ejemplo, Facebook utiliza técnicas de reconocimiento facial. «La industria de la tecnología está cada vez más atrapada entre dos tendencias contradictorias», apunta «The Guardian». Facebook, Google, Amazon y Apple se han puesto este año manos a la obra con los asistentes virtuales que analizan el comportamiento del usuario para ayudarle en la navegación. «El problema es que este tipo de 'aprendizaje automático' requiere de los mensajes de los usuarios y otros datos para que las empresas los analicen y puedan dar una respuesta adecuada», recuerda el diario.
01-06-2016 | abc.es
Facebook Messenger podría introducir el cifrado de extremo a extremo
Tras el cifrado «end to end» en WhatsApp, ahora es Facebook Messenger la que quiere blindar por completo su servicio. Así lo asegura «The Guardian» en una información publicada este miércoles, en la que asegura que Mark Zuckerberg está ya en ello. Según han desvelado en exclusiva al diario tres personas que trabajan ya en el cifrado por completo de la aplicación, utilizada por más de 900 millones de personas, en los próximos meses, Facebook encriptará por completo las comunicaciones de Messenger para «bloquear a las autoridades y a Facebook de poder leer las conversaciones de los usuarios». Sin embargo, esta encriptación será opcional. De esta manera, los usuarios podrán encriptar sus conversaciones en un chat en el que sólo podrían intercambiar texto. Las fotos, los vídeos o cualquier otro tipo de archivo no podría ser cifrados. Está claro que la interceptación de las comunicaciones es un tema que preocupa -y mucho- a las empresas de Silicon Valley. WhatsApp era una tarea que tenía pendiente desde hace tiempo y que su principal rival, Telegram, sí ofrecía. Además, Google, con su nueva aplicación Allo, que anunció en su conferencia para desarrolladores, la conversaciones van a ir cifradas de extremo a extremo. A raíz del enfrentamiento de Apple y el FBI, las compañías tecnológicas no están por la labor de facilitar el acceso a las comunicaciones de entidades gubernamentales o similares. De hecho. Cabe recordar, además, que Microsoft ha demandado al Gobierno de EE.UU. por búsquedas secretas de datos de clientes y que Twitter ha toma la decisión de vetar a la inteligencia de EE.UU. en el acceso a los tuits de los usuarios. Sin embargo, las grandes compañías de tecnología tienen un conflicto si quieren implementar los «bots» y al mismo tiempo asegurar la privacidad de los usuarios. La inteligencia artificial, para ponerla en marcha, necesita saber ciertos datos del usuario. Por ejemplo, Facebook utiliza técnicas de reconocimiento facial. «La industria de la tecnología está cada vez más atrapada entre dos tendencias contradictorias», apunta «The Guardian». Facebook, Google, Amazon y Apple se han puesto este año manos a la obra con los asistentes virtuales que analizan el comportamiento del usuario para ayudarle en la navegación. «El problema es que este tipo de 'aprendizaje automático' requiere de los mensajes de los usuarios y otros datos para que las empresas los analicen y puedan dar una respuesta adecuada», recuerda el diario.
70